Internacional

Israel defiende su nueva propuesta de tregua

El Gobierno israelí considera que su nueva propuesta de tregua y liberación de rehenes, anunciada por el presidente estadounidense, Joe Biden, permitirá lograr todos sus objetivos militares, incluida la eliminación de las capacidades de gobierno de Hamás en la Franja de Gaza.

En un comunicado, la oficina del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, dijo que todo el Gobierno de Israel comparte el deseo de que los secuestrados vuelvan a casa lo antes posible y está trabajando para lograrlo.

“Por tanto, el primer ministro autorizó al equipo negociador a presentar un esquema para lograr este objetivo, insistiendo en que la guerra no terminará hasta que no se consigan todos sus objetivos”, aseguró.

Estos objetivos, reiteró el equipo de Netanyahu, incluyen el retorno de todos los rehenes y la eliminación de las capacidades militares y de gobierno de Hamás.

“El esquema exacto presentado por Israel, incluida la transición con condiciones de etapa a etapa, permite a Israel mantener estos principios”, destacó la oficina del primer ministro.

Según Biden, la propuesta, que ya ha sido enviada a Hamás a través de la intermediación de Catar, tendría tres fases.

¿Cuáles son las tres fases?

La primera constaría de seis semanas en las que habría un alto el fuego completo, se retirarían las tropas israelíes de todas las áreas pobladas de la Franja y serían liberados varios rehenes, entre ellos mujeres, ancianos y heridos, a cambio de la excarcelación de centenares de prisioneros palestinos en cárceles israelíes.

Durante esas seis semanas Israel y Hamás, considerado grupo terrorista por varios países, deberían negociar los detalles de la segunda fase, que implicaría “el final permanente de las hostilidades”, la liberación del resto de rehenes, incluidos soldados, y la retirada del Ejército israelí de la Franja, detalló Biden.

Según el mandatario estadounidense, esta segunda etapa necesitaría una negociación muy intensa, de manera que “el alto el fuego continuará vigente siempre que las conversaciones se mantengan”, dijo.

La tercera y última fase comprendería un “gran plan de reconstrucción” del enclave palestino y la devolución de los cuerpos de los rehenes asesinados.

“Esta es la oferta que está ahora sobre la mesa. Es lo que hemos estado pidiendo y lo que se necesita”, reivindicó Biden en una comparecencia en la Casa Blanca.

Hamás, por su parte, lleva días insistiendo en que está listo para alcanzar un acuerdo de liberación de los secuestrados a cambio de prisioneros palestinos, siempre y cuando Israel ponga fin a la guerra en Gaza, donde ya han muerto más de 36.200 personas.

Por:  DW