Opinión

Instituto Ecuatoriano de Inseguridad Social (IEIS)

Henry Silva Viteri/Guayaquil

En el gobierno del presidente Isidro Ayora, cuando todavía había decencia, mediante el Decreto Ejecutivo N° 18 el día 8 de marzo de 1927, se creó la Caja de Pensiones compuesta por los departamentos de Jubilación, Montepío Civil, Retiro y Montepío Militar; Ahorro y Cooperativa, la idea inicial era proteger a los profesores, empleados públicos y militares.

Desde su fundación la seguridad social ha evolucionado con muchos altibajos, su denominación tuvo muchos cambios de su denominación original como Caja de Pensiones pasó a ser Caja del Seguro, Caja Nacional del Seguro Social, Instituto Nacional del Seguro Social, Instituto Nacional de Previsión hasta que fue bautizada con el nombre de Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS).

Hasta el año 1937 solo aseguraba a empleados públicos y militares, en ese año se publicó la Ley del Servicio Social Obligatorio creando la Caja del Seguro Social de Empleados Privados y Obreros, además del Departamento Médico, en julio de 1942 se expide una nueva ley del Seguro Social Obligatorio y el Estado contribuía con el 40% el financiamiento de todas las pensiones. Mameluco Correa de una forma descarada, durante la década podrida, eliminó ese 40% causando estragos en la economía del IESS.

Se crea luego el Seguro de Enfermedad y Maternidad para los afiliados luego, en septiembre del año 1963 se fusionan la Caja de Pensiones y la Caja del Seguro creando la Caja Nacional del Seguro y del Departamento Médico y, por último, en el año 1970 durante el gobierno de Velasco Ibarra mediante decreto, la Caja Nacional del Seguro Social pasa a ser Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS).

En el año 1988 el Congreso Nacional establece que el IESS es una institución Autónoma y con un referendo del año 2008 durante la narcotiranía de Mameluco Correa el IESS se mantiene como entidad autónoma, es decir, que pertenece a los trabajadores y el gobierno no puede mandar a su gente a retirar dinero ni hacer negociados.

El IESS se convirtió en caja chica de los gobiernos de turno, sus fondos han sido utilizados por los gobiernos que han pasado por Carondelet, gobiernos corruptos y abusivos para cubrir sus necesidades y para a través de contratos truchos llenar de dinero sus bolsillos.

Esto ha motivado que el IESS haya estado algunas veces al borde de la quiebra, los servicios que brinda a sus afiliados son pésimos y donde más se refleja la incapacidad de los servicios es en el área médica y hospitales además la incapacidad y deshonestidad de los funcionarios.

¿Qué es lo vemos a diario con respecto al IESS? Casos de corrupción, negociados, contratos dolorosos que generan pérdidas en las reservas del IESS, desabastecimiento de medicinas, sindicatos corruptos, una burocracia totalmente politizada, prepotencia y atención grosera a los afiliados; es decir un CAOS TOTAL.

Entre los años 2007 al 2021 la corrupción Entre los años 2007 al 2021 la corrupción, negociados despilfarro de los fondos y malos manejos llegaron a su máxima expresión, llevando al IESS a estar en el borde de la quiebra, el IESS debería cambiar su razón social de Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) a Instituto Ecuatoriano de Inseguridad Social (IEIS).

El logotipo del IEIS es fatal, sobre una mano izquierda extendida está confiadamente parada una familia que no se da cuenta que a su espalda está una mano derecha levantada lista para hacerlos papilla; esa es la realidad, en cualquier momento esa mano acaba con el trabajador y su familia.

Es hora que el Gobierno del Encuentro encuentre la forma de hacer respetar la autonomía del IESS, es hora de que cancele la deuda que tiene con la institución y que se olviden éste y los próximos gobiernos que el IESS no es una caja chica ni un botín político.