Opinión

Humper: trajes y camisas a medida

Bajo la marca Humper pueden adquirirse tanto trajes de ceremonia como para eventos o encuentros de trabajo más informales

Es la marca creada por el conocido modelo Pablo Marqués, un joven de 36 años que ha desfilado para marcas como Loewe, Dolce&Gabbana o Versace. Ahora parece más interesado en el mundo de la empresa tras lanzar, en octubre de 2016, una marca de moda especializada en la confección de camisas y trajes masculinos a medida. A ello sumará en breve una línea de trajes para mujeres ejecutivas. Enfocado al sector de lujo, calcula a sus clientes una edad de entre 25 y 50 años y un nivel adquisitivo alto, dada la confección personalizada y la calidad de los tejidos. “Conozco las fábricas de textil chinas y sé el precio que pagan allí para que nosotros compremos más barato aquí. Como eso no me gusta, prefiero no ir a volumen y producir íntegramente en España con tejidos propios”, dice.

Bajo la marca Humper pueden adquirirse tanto trajes de ceremonia como para eventos o encuentros de trabajo más informales. Dispone también de una línea de sport. El responsable de los diseños es Pablo Marqués aunque es el cliente quien tiene la última palabra en la decisión de los detalles. A modo de sastrería tradicional, los empleados de Humper se desplazan hasta el punto que conviene al cliente para mostrarle los tejidos, tomar medidas y realizar las sucesivas pruebas en el proceso de confección. Esta forma de proceder evita la fabricación de stock y reduce al mínimo los gastos fijos, dado que carecen de tienda física y trabajan sólo por encargo. Contemplan también ampliar el canal de ventas al entorno online y cuentan en Madrid con un Showroom, que sería la forma de expandirse por Centroeuropa, en países como Francia, Alemania o Reino Unido.

Aunque Pablo Marqués es el impulsor y responsable de la empresa, cuenta desde el principio con un socio capitalista y, pese a carecer todavía de un histórico relevante, sí revela Marqués que en sus 4 meses de vida, han confeccionado ya 50 camias y otros tantos trajes a medida. El más barato de ellos cuesta 700€ y de ahí en adelante hasta más de 2.000€. La manera de darse a conocer: El codiciado boca a oreja, dice, además de no desaprovechar la oportunidad de lucir algunos de sus diseños cada vez que Pablo Marqués aparece en la prensa. En cuanto al ejemplo de empresa a seguir, confiesa que su paradigma es Tom Ford.

Emprendedores