Ciencia

Huawei pretende competirle a Samsung y Apple

Se en 30 países y sus precios serán de 549 euros (582 dólares) para la versión de 32 gigas y de 649 euros (688) para la de 64.

LONDRES. La compañía tecnológica china Huawei quiere competir con un teléfono inteligente en el que refuerza la imagen y la capacidad de procesamiento de su gama alta y con el que deja clara su intención de plantear batalla a Samsung y Apple.

Huawei, cuarto fabricante mundial de “smartphones”, también desveló el miércoles un “phablet” de 6,8 pulgadas, el P8 Max.

El teléfono P8 cuenta con una pantalla de 5,2 pulgadas, un cuerpo de metal y una cámara de 13 megapíxeles con un procesador de imagen independiente que asegura superar el nivel logrado por sus competidores iPhone 6 y Galaxy S6.

La cámara es una de las piedras angulares del teléfono: las fotografías, aseguró el consejero delegado de la unidad de consumo de Huawei, Richard Yu, tienen mucho menos ruido en condiciones de baja luminosidad, más brillo en situaciones de alto contraste y la estabilización óptica de la imagen llega a 1,2 grados.

El procesador de imagen, continuó, mejora la exposición, el balance de blancos y logra colores más naturales, según Yu.

Además, el P8 -que mide 6,4 mm de grosor- captura imágenes de larga exposición, crea una composición equilibrada resultante de la mezcla de cuatro imágenes y, cómo no, tiene modos de edición de “selfi”.

Con 2.600 miliamperios de batería y 3 gigas de memoria RAM, el P8 tiene un procesador Kirin 930/935 -de fabricación propia- de ocho núcleos y 64 bits que promete un rendimiento un 80 % más rápido que el de su predecesor P7 y una mejora del 20 % en la gestión de la batería.
Según la firma, la autonomía del terminal será de un día y medio de uso normal y de un día en uso intensivo.

Otra novedad que llegará con el P8 es el reconocimiento de gestos realizados con los nudillos: se podrán hacer capturas de pantalla y seleccionar elementos de las imágenes con ellos. Además, el teléfono responde al usuario cuando le pregunta dónde está.

El P8, según Huawei, también mejora la conectividad gracias a dos antenas, incluye doble ranura para nanosim y promete que reduce en un 90 % el ruido del viento durante las llamadas.

La firma tecnológica ha diseñado una funda de tinta electrónica para el terminal y permitirá el desbloqueo del mismo mediante dispositivos bluetooth tales como pulseras inteligentes.

El P8 saldrá a la venta en 30 países -entre los que están Costa Rica y España- en dos versiones: una de 16 gigas de almacenamiento que costará 499 euros (unos 529 dólares), que estará disponible en colores gris y champán) y otra de 64 gigas en negra y dorada y que tendrá un precio de 599 euros ($635).

“El P8 es un buque insignia muy importante para Huawei, supone un nuevo viaje. (…) Es un paso hacia el siguiente nivel de la belleza”, explicó Yu, que no precisó la fecha en la que se iniciará la venta. (Efe/La Nación)