Economía

Holcim inauguró segunda fase de su Planta en Guayaquil

Actualmente Holcim emplea a 1400 personas a nivel nacional y posee plantas de cemento en Guayaquil y Latacunga.

GUAYAQUIL. Con una inversión aproximada de $ 400 millones, hoy se inauguró la segunda fase de modernización de la Planta de Cemento Holcim Ecuador S. A., es una de las principales industrias del país, ubicado en el Km 18 vía a la Costa.

Esta obra que se construyó en cinco años y tiene como objetivo principal la producción de clinker, la materia prima para la construcción del cemento, lo que permitir sustituir la actual importación de este material que es de 600 mil toneladas anuales.

“Vamos ahorrar solo en no importar clinker cerca de $80 millones anuales”, sostuvo el Ministro de Industria y Productividad, Richard Espinoza, que asistió como invitado especial a esta inauguración.

El funcionario resaltó que el Gobierno Nacional se compromete con empresas que están competidas con el país como Holcim, que según el ministro es una empresa que da buenos resultados y mantiene ese compromiso.

“El apoyo del Gobierno Nacional hacia el empresario con responsabilidad social. Aquí se respira un buen clima laboral, se pagan impuestos, se afilia a los trabajadores en seguridad social. Ese es el tipo de empresarios que Gobierno Nacional quiere apoyar”.

Espinoza además, destacó, de la cementera que es una de las compañías líderes a nivel mundial en la producción de cemento y agregados, ambos materiales básicos para la construcción, ha sido una parte fundamental del cambio de matriz productiva que empezó en Ecuador desde el año pasado y destacó que en construcciones de cientos de puentes, escuelas, los múltiples aeropuertos, entre otras obras ha estado Holcim presente.

Según Espinoza, el sector privado está comprometido a la contribución económica del país. Además, resaltó que existen alianzas estratégicas entre ambos sectores. “Incluso el día viernes anterior sacamos ya una resolución, decreto ejecutivo, en el cual se autoriza a que hagamos alianzas público- privado para desarrollar los proyectos de la nación”.

Conjuntamente Espinoza reveló que existe una “nueva camada” de empresarios que quieren hacer “buenos negocios y hacer buenos negocios no está reñido, ni con pagar mal, ni con pagar impuestos, ni con no afiliar a la gente a la Seguridad Social”.

Dentro del proyecto también se consideró la implementación de los más altos estándares en responsabilidad social empresarial, tales como: parámetros de derechos humanos, prácticas de empleo, manejo de proveedores, y salud y seguridad ocupacional.

En ese sentido, el 20% de la inversión total se destinó a la gestión ambiental. Esto se complementa con la reducción de 700 mil toneladas de CO2 de la huella de carbono gracias a la nueva línea de producción de clinker. (VBF)