Opinión

Ha fallado la Inteligencia

Dr. Ernesto Pérez Balladarez, ex Presidente de Panamá 1994-1999.

Los crímenes por encargo, el narcotráfico, el pandillerismo y la administración de las cárceles fueron parte de los espinosos temas abordados por el presidente Pérez Balladares esta mañana en Infoanálisis. La materia económica y el caso de la Lotería también entraron en el balance.

«Visto desde afuera, porque uno no maneja la información interna, el Consejo de Seguridad no está haciendo el seguimiento que le corresponde», señaló el Dr. Ernesto Pérez Balladares a la mesa de periodista del programa Infoanálisis en Omega Stereo 107.3 FM. El ex presidente de la República reconoció también que se sintió sorprendido al enterarse por medios de comunicación de los resultados de la requisa en La Joyita, donde las autoridades no solo encontraron armas de fuego y droga, sino drones y gallos de pelea. En su opinión esto es una muestra de que también se ha fracasado en la administración de las cárceles.

Explorando posibles soluciones, Pérez Balladares expuso la necesidad de impulsar una legislación dura para enfrentar el pandillerismo, implementar la policía comunitaria que ha dado excelentes resultados en muchos países y organizar retenes que tengan más sentido.

Números
Para entrar en la materia económica, el exmandatario hizo un balance de la deuda pública panameña, la cual aumentó 4 mil millones en la actual administración para un total de más 40 mil millones de dólares acumulado por los gobiernos anteriores. Desde su óptica como economista, la evaluación de estas cifras debe hacerse en función de cuán productivo ha sido el uso de esa deuda y lo que esta representa con relación al PIB. Considera que es entendible el incremento más reciente porque fue producto de la pandemia, siendo estos recursos utilizados en los mecanismos de sustento para la población afectada.

Recordó que su gobierno (1994-1999) registró un aumento de la deuda pública de 300 millones de dólares, dejó un fondo de ahorro de 1.300 millones y una diversidad de obras concluidas como los corredores, escuelas y hospitales. Las administraciones siguientes incrementaron la deuda a más de 10 mil millones cada una y dejaron algunas obras cuestionables en cuanto a su costo. Peor aún, situaciones irregulares como el caso de la Ciudad Hospitalaria cuya construcción fue paralizada por el presidente Varela simplemente por haber sido un proyecto impulsado por su antecesor. «Es una canallada contra los intereses del pueblo panameño», dijo al reflexionar sobre la falla cultural de NO hacer seguimiento a las obras entre una administración y otra.

Reingeniería
Al ser consultado sobre cuáles deberían ser las prioridades para los próximos treinta meses, dijo que es momento de que el Ejecutivo haga una evaluación sector por sector, comenzando por la seguridad nacional. Cree que se debe experimentar con nuevos métodos y con otros equipos. También piensa que es necesaria una reingeniería de la economía que lleve al país a inversiones en otras áreas, que no es la construcción, y que generen nuevos empleos. Reiteró que observa una gran oportunidad en el sector logístico ante el panorama que actualmente se tiene con el movimiento de productos de Asia hacia América. «¿Por qué tiene que ser China y no Panamá con todas las facilidades y accesos a la costa Este y Oeste de los Estados Unidos?», se preguntó en relación con los centros de producción y distribución de mercancías.

Siendo cónsono con las posiciones que ha asumido en los últimos años, el Dr. Pérez Balladares reiteró que como ciudadano le gustaría ver una Reforma Constitucional que cambie la manera como se elige el Legislativo y la relación con la Corte Suprema de Justicia.

Casi al cierre de Infoanálisis, fue consultado sobre lo que él hubiese hecho como presidente si le hubiera tocado enfrentar el escándalo de la Lotería Nacional. Sin dejar de reconocer el peso político de los votos que el Molirena aportó al triunfo del PRD en las elecciones generales, indicó que nada justifica el asalto a los fondos que son para beneficencia. «Yo hubiera exigido al administrador cuentas y si no quedo satisfecho lo destituyo y hago una investigación exhaustiva… se necesita un castigo ejemplar», dijo Pérez Balladares.