Actualidad

Gustavo Jalkh reconoce que es una opción del correísmo para buscar la Presidencia

El expresidente del Consejo de la Judicatura se reunió con miembros del grupo Rumbo Democrático y bosquejó conceptos sobre temas de gobierno.

La posibilidad de que Gustavo Jalkh sea el candidato presidencial por el correísmo no es nueva. El expresidente Rafael Correa ya lo mencionó en una lista de cuatro posibles aspirantes a la Presidencia por el movimiento Revolución Ciudadana.

En una ronda de entrevistas del 24 de mayo de 2024, Correa mencionó a Jalk como uno de los precandidatos de su organización política. Otros aspirantes enumerados por Correa fueron Luisa González (candidata presidencial en 2023), Paola Pabón (prefecta de Pichincha) y Augusto Verduga (consejero de Participación Ciudadana). No obstante, el nombre de Jalkh está tomando fuerza y, el 4 de julio de 2024, por primera vez, fue incluido en una encuesta de intención del voto. Además, Jalkh comienza a dar entrevistas y a reunirse con diversos grupos para difundir sus ideas.

Este 5 de julio, participó en un foro de Rumbo Democrático, un colectivo progresista, en Quito. Jalkh, por un lapso de tres horas, charló con intelectuales y profesionales de esa agrupación, en una mesa integrada por Carol Murillo, Paco Jijón y Maximiliano Donoso. No se presentó ni como candidato ni como precandidato. Pero no rehuyó que su nombre está en consideración. «Sé que mi nombre está circulando.

Es la primera vez que veo mi nombre en una encuesta (…) Pero mi nombre está ahí», dijo Jalkh. «Habrá que decantar los nombres (de los candidatos) en su momento. Y esos nombres saldrán cuando todo este plan esté definido», agregó, al referirse a un proyecto electoral y de Gobierno. «Hay que abrazar un plan, pero no solo para ganar, sin para cumplir», expresó Jalk, recordado por haber sido Presidente del Consejo de la Judicatura (2013-2018).

También fue secretario particular del entonces presidente Rafael Correa y, antes, su ministro de Gobierno. Jalkh habló, entre otros ámbitos, sobre relaciones internacionales (dijo que se asesoraría con el embajador Horacio Sevilla, en una hipotética reconstrucción de la imagen de Ecuador). También tocó la seguridad y los derechos humanos («cuando aceptamos como sociedad que nos reduzcan derechos para supuestamente darnos seguridad, a final de día nos quedamos sin derechos y sin seguridad»). También hizo un llamado a la unidad del progresismo para derrotar a la derecha en 2025. «Hay que generar la mayor unidad posible con los objetivos nacionales más importantes».

Por:  PRIMICIAS