Actualidad

Guayaquil, taxistas insiten en no usar taxímetro

En distintos sectores de la ciudad se puede observar el regateo entre pasajero y taxista, estos últimos no quieren usar el taxímetro.

GUAYAQUIL. A pesar de los operativos de control que realiza periódicamente la Comisión de Transito del Ecuador (CTE) para verificar el uso del taxímetro, en las principales avenidas del Puerto Principal, los profesionales del volante insisten en pactar directamente las carreras con el cliente, en lugar de usar el aparato para el cobro del servicio.

Esto, pese a que existe una ley que sanciona esta falta. El artículo 141 de la Ley Orgánica de Transporte y Seguridad Vial, literal J, establece que el conductor de un taxi que no utilice el taxímetro, altere su funcionamiento o no lo exhiba será sancionado con una multa equivalente al 15% de la remuneración básica unificada, es decir de $ 53. A esto se le suma 20 horas de trabajo comunitario y la reducción de 4,5 puntos, en la licencia de conducir.

“Ningún taxi amarillo en Guayaquil utiliza los taxímetros y los que tienen solo los utilizan para los operativos”, señaló Roberth Jiménez, puesto que siempre que toma un taxi debe acordar de manera previa el valor de la carrera.

En un recorrido de este diario, uno de los taxistas consultados, que prefirió mantener en reserva su nombre, indicó que él usa el taxímetro cuando los clientes se lo piden, pero eso no pasa muy seguido.

“Yo lo prendo a las personas que me lo piden pero como entenderá, el taxímetro tiene un valor de arranque de hace años, algo que nos perjudica. Lo que yo hago es, si alguien lo pide pues, manejo a 50 km, que es lo permitido en la ciudad y prácticamente sale a lo mismo que si hubiéramos acordado un precio antes”, explicó el profesional del volante.

En su mayoría, los taxistas aseguraron que los usuarios no piden el taxímetro, pero uno de ellos señaló, “no podremos utilizarlos hasta que no los regulen –el valor de arranque-, porque nos perjudicaría. Además existen los informales que no tienen un control, eso es algo malo para nosotros también”.

Mientras que ciertos ciudadanos no se preocupan por solicitar el uso del taxímetro, existen usuarios que lo han intentado pero no han obtenido una respuesta favorable, es el caso de Humberto García,

“La verdad deje de insistir porque en varias ocasiones lo pedí pero los taxistas se negaron. Por ejemplo, hace un año cuando salía de un mall intente solicitar que me cobraran con taxímetro y tuve que bajarme de seis unidades distintas, porque ninguno me quiso llevar alegando que los aparatos no servían”, contó el García.

Actualmente, el joven de 28 años, que toma taxi a diario para llegar a su trabajo, paga la carrera mínima $2.

Precisamente, el pasado 25 de marzo, la CTE realizó un operativo en la zona norte de Guayaquil, donde se detectaron a conductores que incumplen la Ley de Tránsito. Según datos de Gama TV, un saldo de 54 conductores sancionados y 5 vehículos retenidos dejó dicho operativo. (VBF/La Nación)