Actualidad

Guayaquil se dividió entre marchas de apoyo y oposición al Gobierno

Las consignas de apoyo y desacuerdo resonaron a lo largo de las calles céntricas de la urbe porteña, en un día más de movilizaciones.

GUAYAQUIL. Decenas de miles de guayaquileños y de otras partes del país se manifestaron esta tarde en el Puerto Principal para exigir al presidente Rafael Correa su salida por las decisiones políticas, económicas y sociales. En el centro de la polémica está el proyecto sobre herencias que el mandatario envió al Congreso el viernes pasado.

“El gobierno dice que quienes reclamamos ante el Estado gallinazo buscamos un muerto. Acusación falsa, maliciosa y cobarde. Son ellos quienes buscan muertos, pero para cobrarles impuestos”, resaltó Guillermo Lasso, organizador de las marcha que se dio en Guayaquil.

Pese a que el mandatario ha reiterado que “somos más, somos ese 98% de desheredados”, con relación a la Ley de Herencia, que según las autoridades de Estado, no afectaría al 98% de la población, sino solo a un 2%.

Por lo que militantes de PAIS, cientos de empleados y funcionarios públicos, y simpatizantes de este gobierno, se congregaron gritando consignas a favor del régimen. “Estamos aquí para apoyar a nuestro Presidente”, “Correa, amigo, el pueblo está contigo”, coreaban los presentes.

Con banderas del movimiento Alianza PAIS, camisetas alusivas al movimiento político, además de pitos y lanzando consignas de respaldo al gobierno, los simpatizantes se juntaron en los bajos de la Gobernación para “defender los logros de la Revolución Ciudadana”.

En ese escenario se escuchó al gobernador del Guayas, Julio Cesar Quiñónez, quien luego se dirigió a los presentes. “Guayas no te dejes engañar. Defenderemos lo logrado con esta Revolución Ciudadana”. Ellos se comenzaron a reunión desde las 16:00.

“Juntos construiremos un mejor Guayas para siempre. Esta revolución está cambiando el país para seguir avanzando. Con alegría apoyamos esta revolución que no se deja engañar, este proceso que ha hecho tanto bien al país.”, resaltó.

Junto a la autoridad del Guayas estuvo la vicepresidenta de la Asamblea Nacional, Marcela Aguiñaga, que invitó al pueblo ecuatoriano una vez más a no dejarse engañar por los de siempre. “Aquí estamos compañero Rafael Correa, miles apoyándote defendiendo la Revolución Ciudadana”, manifestó.

Entre los simpatizantes se encontró Juan Naveda, estudiante universitario, señaló que el motivo de su apoyo al Gobierno se debe a que “tenemos gratuidad, porque tenemos una nueva estructura en la universidad, porque ahora tenemos becas y nos podemos ir al exterior. Por eso nosotros estamos con el Presidente de la República”, exclamó.

Gritos como ¡sigue Correa, sigue! y ¡Correa estamos contigo! , resonaron durante la concentración que copó gran parte de las calles aledañas al edificio de la Gobernación.

Esto mientras que los alrededores de las instituciones públicas fueron blindados por decenas de policías que portaban equipo antimotines en prevención de posibles desmanes y para evitar el ingreso de manifestantes de otra marcha que a pocas cuadras desfilaba también.

Los opositores al gobierno que portaban banderas tanto de Guayaquil y de Ecuador, así como también carteles en contra del presidente Rafael Correa caminaron junto a algunos políticos como la vicealcaldesa de Guayaquil Doménica Tabacchi y la asambleísta Cynthia Viteri. Ellos coparon alrededor de 10 cuadras en el trayecto programado por los organizadores.

Rosario Mosquera afirmó que decidió participar por iniciativa propia. Luego de enterarse a través de las redes sociales sobre la concentración cuyo lema era #EstadoGallinazo, decidió asistir y “defender el trabajo de mi familia dedicada a la producción”.

“Ya basta de abusos” y “No más impuestos”, fueron las consignas más repetidas en esta jornada.

A ellos, se sumaron varios militantes del movimiento SUMA en Guayaquil.

Mientras que el Jefe de Estado manifestó en su cuenta de twitter @MashiRafael: “Estuve sacando cuentas, Lasso ganaba en el 2012  $70 mil mensuales, y el salario mínimo era $292. Es decir, ganaba por mes 20 años de un obrero. En dos meses ganaba toda la vida de trabajo de un obrero ¡En dos meses!. ¿Cómo esta gente puede dormir tranquila?, nos reafirma en nuestras convicciones que sean nuestros adversarios. La patria debe de tener en claro lo que está en juego”, puntualizó el mandatario.

Por su parte, el alcalde de Guayaquil, Jaime Nebot, desde Machala convocó a los guayaquileños a una gran marcha, el próximo 25 de junio. (DO/VBF)