Opinión

FUERA LA ANARQUÍA DESESTABILIZADORA.

Antonio Aguirre Medina/Guayaquil

antonioxaguirre@gmail.com

 

Enérgicas y valerosas declaraciones del presidente Guillermo Lasso, en la última ceremonia castrense, por motivo del cambio en el Alto Mando de las Gloriosas Fuerzas Armadas Nacionales.

Recurriendo a un dicho popular: “Si así llueve, que no escampe”, le tomamos la palabra al primer mandatario de la Nación y en caso que se reediten los sucesos de octubre del 2019 con todo el optimismo posible esperemos que no le tiemblen las extremidades y su mente se mantenga lúcida, sin dudar en ningún instante de su voluntad para defender a un país asediado por las fuerzas destructivas de grupos delincuenciales que están preparados y financiados por el narcoterrorismo progresista y sus organismos desestabilizadores protegidos por los Derechos Humanos.

Que no ocurra lo que pasó en Chile que por falta de pantalones del presidente Piñera, que permitió el avance de la sedición en un país que era el ejemplo de América, el de mayor prosperidad y además, el más estable de toda la región en lo referente a su economía, que hoy nuevamente está a punto de regresar a un régimen similar al de Salvador Allende, pero siempre vale recordar que todo Allende tiene su Pinochet.