Opinión

Fuera Dilma

Antonio Aguirre M.

antonioxaguirre@gmail.com

Es el grito de la mayoría del pueblo Brasilero sin importarle las artimañas que el ex Presidente Lula da Silva emprende a favor de su pupila.

El populismo socialista pretende legalmente defender lo indefendible y quiere engañar a todo el mundo haciendo creer que es un golpe de estado en contra del gobierno corrupto del Partido de los Trabajadores (P.T). Su defensa actual se basa en acusar a sus ex aliados de ser más corruptos que ellos.

El diputado Jovair Arantes instructor del proceso afirmó que la democracia no se resume en contar votos, y supone también un pleno respeto a la Constitución, que en su opinión la mandataria no ha tenido. Los 54 millones de votos no la autorizan a incumplir la Constitución.

Haber ganado las últimas elecciones con un estrecho margen no le permite atentar contra las finanzas del país modificando presupuestos mediante decretos, acumular deudas y contratar créditos con la banca pública.

El inicio de su juicio ha sido público, y debidamente constitucional en la Cámara de Diputados.

El resultado de esta votación la llevarán hasta el Senado como última instancia del proceso, que con mayoría simple de sus 81 miembros pueden destituirla constitucionalmente y sin golpe de estado , previamente será separada del cargo por 180 días que es el plazo que tiene el senado para pronunciarse y durante ese tiempo será sustituida por el Vicepresidente.

El gigante sudamericano que estuvo en el top-ten de las economías mundiales merece mejor suerte para recuperar su prestigio y credibilidad ensuciados por la corrupción.

Las opiniones vertidas en el medio son de responsabilidad del autor.