Opinión

A?Existe una cura para la adicciA?n al telA�fono?

Diariamente miramos nuestros telA�fonos un promedio de 47 veces a�� cada 19 minutos del tiempo que estamos despiertos a�� y lo hurgamos unas cinco horas. Aun cuando no existe acuerdo sobre lo que dicho tiempo de pantalla signifique para los cerebros de los niA�os, para los estados de A?nimo de los adolescentes o para el futuro de las instituciones democrA?ticas, el 65% de las personas firmemente creen que la desconexiA?n periA?dica mejorarA�a la salud mental.

Mientras mA?s tiempo estA� la persona pegada a un App, mA?s ingresos obtienen sus creadores vendiendo el tiempo de atenciA?n y el acceso a los datos de las personas a sus publicistas: La persona no es el cliente de Facebook o Google: es un producto siendo vendido. El crecimiento de este fenA?meno estA? asociado al modelo de negocios de las empresas de tecnologA�a, el cual depende del tiempo de pantalla y del uso de tecnologA�as persuasivas tal como se detallA? en el artA�culo a�?La adicciA?n creada por Apps es un problema mayor?a�?. AllA� se explica que estas tecnologA�as son manejadas por un pequeA�o grupo de personas, pero que tienen una enorme impacto. Ahora se estA?n probando enfoques para contrarrestar este fenA?meno usando la misma medicina: tecnologA�as persuasivas.

El cerebro a�� TecnologA�as Persuasivas

El cerebro tiene dos vA�as neuronales bA?sicas que controlan el comportamiento: una es estructuralmente dA�bil pero ayuda a las personas a tomar decisiones conscientes e intencionadas que atienden objetivos a largo plazo y la otra es mA?s automA?tica y fA?cilmente sugestionable. En el medio del cerebro estA?n los ganglios basales. CuA?ndo el cerebro acepta una seA�al externa, los ganglios reciben una dosis de dopamina, un poderoso neurotransmisor relacionado con la anticipaciA?n de placer. Ese proceso de tres partes a�� el disparador, la acciA?n y el premio a�� conforma el circuito de formaciA?n de hA?bito.

CuA?ndo se desea establecer un nuevo comportamiento, los computistas pueden usar diferentes enfoques de retroalimentaciA?n positiva, como aprobaciA?n social o sentido de progreso para construir sobre ese circuito. Una tA�cnica muy simple es ofrecerle a los usuarios recompensas o premios como puntos o una cascada impredecible de a�?Me gustaA?sa�? provenientes de amigos. El cerebro humano produce mA?s dopamina cuando anticipa una recompensa y le llega en forma inesperada. Los PsicA?logos denominan esto como cambio conductual con recompensas variables y en software forman parte de las tecnologA�as persuasivas.

(La Patilla)*