Actualidad

Este año no se eliminará la tasa en planillas eléctricas para Bomberos

Durante el cambio de guardia, los representantes de los 225 Cuerpo de Bomberos del país se reunieron en la Plaza de la independencia.

GUAYAQUIL. Más de 500 bomberos del país se congregaron ayer frente al Palacio de Carondelet, en Quito, en busca de un diálogo con el presidente Rafael Correa, ante la afectación económica que les causaría la Ley Orgánica de Energía Eléctrica, que aprobó la Asamblea Nacional, el pasado jueves.

Ellos presenciaron el cambio de guardia del Palacio de Carondelet, como casi todos los lunes, la presidió el presidente Rafael Correa y aprovechó para invitar a varios delegados a participar de este acto en el balcón de la sede del Ejecutivo.

Aquí, los jefes de varios Cuerpos de Bomberos fueron recibidos por asesores presidenciales pero no por el Primer Mandatario. Los hombres de la ‘Casaca Roja’ iban con la misión de pedirle al presidente Rafael Correa que la tasa que les provee presupuesto no se elimine de la planilla eléctrica o que se realice convenios indefinidos con las empresas eléctricas del país.

Y es que ahora, con la reforma se establece que los bomberos firmen convenios por seis meses con las empresas eléctricas para que se efectúe el cobro. Ese plazo se da hasta que los municipios asuman el manejo de estas entidades.

El artículo 60 de la reciente Ley de Energía Eléctrica aprobada menciona en las planillas de servicio eléctrico se incluirán “única y exclusivamente los rubros correspondientes a los servicios que prestan dichas empresas”.

Pero no consiguieron eliminar este punto, pero Correa se comprometió que por  un año más se cobré el aporte para Bomberos en la planilla de luz. Es el resultado de reunión de dirigentes con el Presidente.

Miguel Delgado, del Cuerpo de Bomberos de Montecristi, señaló que en Quito propondrán que el convenio que se pretende firmar en los próximos días con la CNEL, para que esta entidad pública cobre ese impuesto, sea en forma indefinida y no por seis meses como se ha anunciado.

Por su parte, Martín Cucalón, jefe de Bomberos de Guayaquil, reconoció que si no se veta la Ley de Servicio Público de Electricidad, se quedarán con 20 de las 41centrales.

Para el cabo Mauricio Loor, del cantón Buena Fe de la provincia de Los Ríos, contó que llegó con sus compañeros como respuesta de una convocatoria. “Estamos peleando por lo que nos favorece a nosotros. Es un gran ingreso que nos están quitando”. (DO/La Nación)