Internacional

Estados Unidos ofrece hasta 10 millones de dólares por información sobre red financiera de Hamás

El Departamento de Estado estadounidense  ofrece una recompensa de hasta 10 millones de dólares por información que conduzca a la interrupción de los mecanismos financieros de Hamás y a la detención de figuras clave involucradas.

El Departamento, apunta un comunicado, busca información sobre varios “facilitadores financieros” de Hamás como Abdelbasit Hamza Elhassan Mohamed Khair, conocido como ‘Hamza’, quien desde Sudán ha gestionado numerosas empresas de la cartera de inversiones de Hamás y anteriormente estuvo involucrado en la transferencia de casi 20 millones de dólares al grupo.

La red utilizada por Hamza para lavar dinero y generar ingresos para Hamás incluye a la empresa Al Rowad Real Estate Development, con sede en Sudán, sancionada por el Departamento del Tesoro. Además, señala EE.UU., Hamza también tiene vínculos financieros de larga data con Al Qaeda y empresas vinculadas a Osama bin Laden en Sudán.

También se busca información sobre Amer Kamal Sharif Alshawa, Ahmed Sadu Jahleb y Walid Mohammed Mustafa Jadallah, quienes “son agentes de Hamás y forman parte de la red de inversiones de Hamás” en Turquía.

Alshawa es el director ejecutivo de Trend GYO y ha sido miembro de la junta directiva de varias empresas de cartera de inversiones de Hamás.

Jahleb se desempeña como secretario de la cartera de inversiones de Hamás y coordina diversas actividades para las empresas controladas por el grupo y sus funcionarios.

Mientras que Jadallah forma parte de las juntas directivas de varias empresas.

Otro de los investigados es Muhammad Ahmad ‘Abd Al-Dayim Nasrallah, un antiguo miembro de Hamás con estrechos vínculos con entidades iraníes, que ha estado involucrado en la transferencia de decenas de millones de dólares a Hamás, también a su brazo armado, las brigadas de Ezzeldin Al-Qassam.

El Departamento de Estado de Estados Unidos designó a Hamás organización terrorista extranjera en octubre de 1997.

Fuente: dw.com