Internacional

Estado Islámico decapita niños por no convertirse al Islam

Todo esto no hace más que confirmar las declaraciones que brindara Abu Abdullah, soldado del EI, en el que reconocía que se agrupación decapitaba niños delante de sus progenitores.

BAGDAD. Un fatídico hecho inicia la jornada en el Medio Oriente. Miembros del Estado Islámico (EI) decapitaron a cuatro niños porque se negaron a convertirse al Islam. Así lo declaró Cannon White, vicario católico en Irak.

 “Las cosas están mal en Bagdad. Hay bombas y tiroteos y nuestra gente es asesinada. Mucha de nuestra gente ha huido a Niniveh, su lugar tradicional.”, señalo el clérigo sobre la situación de los pocos cristianos que están en dicha localidad, “Era un lugar seguro, pero luego, un día… ISIS. Ellos vinieron y acosaron a todos.

Mataron a un gran número de personas, cortan a sus chicos en pedazos, les sacan sus cabezas. Es tan triste lo que pasa”, añadió el británico.

El modo de actuar de los asesinos es que, cuando invaden los barrios cristianos, amenazan a los adultos para que acepten convertirse a la religión islámica o liquidan a sus hijos.

 Ante ello, los padres deciden aceptar, pero en palabras de White, ellos cuestionan: “Padre, dije las palabras, ¿significa que Jesús no me quiere más?”.

Pero esta vez las acciones del EI fueron más extremas. A cuatro niños, menores de 15 años, ni siquiera se les preguntó a sus padres, sino que a ellos mismos se les indicó convertirse al credo de los terroristas.

Los menores se negaron a pesar de la  constante insistencia de que si no lo hacían iban a liquidarlos. Frases como: “Amamos a Jesús”, “siempre amamos a Jesús”, o “siempre seguimos a Jesús” fueron motivos suficientes para que les cortaran las cabezas. (Internet/ La Nación)