Deportes

Esperanzas de Monza de seguir en calendario suben tras fin de semana de conversaciones

 

Roberto Maroni, presidente de la región de Lombardía, dijo estar seguro en un 99,9 % de que se llegará a un acuerdo para fines de año, mientras Renzi sonó también optimista.

MONZA. Las esperanzas de Monza de seguir en el calendario de la Fórmula Uno después de 2016 subieron tras un fin de semana que no dejó dudas sobre la importancia histórica que tiene el circuito italiano para pilotos, aficionados y la fibra misma del deporte.

“Conseguiremos algo, estoy seguro”, aseguró a Reuters el jefe comercial de la Fórmula Uno, Bernie Ecclestone, tras hablar con organizadores y políticos, incluido el primer ministro italiano, Matteo Renzi.

Roberto Maroni, presidente de la región de Lombardía, dijo estar seguro en un 99,9 por ciento de que se llegará a un acuerdo para fines de año, mientras Renzi sonó también optimista.

“Si se necesita al Gobierno, estaremos ahí”, comentó al diario deportivo Gazzetta dello Sport tras un breve encuentro con Ecclestone.

Aún hay obstáculos que superar, ya que Ecclestone dejó claro con anterioridad que Monza no debe esperar un acuerdo con un precio rebajado, pero los funcionarios locales también se mostraron positivos a este respecto.

Si alguien albergaba aún alguna duda sobre la importancia del circuito, solo tenía que ver las hordas de aficionados de Ferrari que invadieron la pista tras la carrera del domingo.

“Si lo sacamos del calendario por razones monetarias, básicamente nos están arrancando el corazón”, dijo el cuatro veces campeón mundial Sebastian Vettel tras terminar segundo al frente de su Ferrari.

“Para eso estamos aquí. Estás en la parrilla, miras a la izquierda, a la derecha, y la gente está feliz de ser parte de esto. Eso nos alegra”, comentó Vettel.

Lewis Hamilton, campeón mundial y vencedor en la carrera, se mostró de acuerdo, aunque la multitud habría preferido no ver al piloto de Mercedes en lo alto del podio.

“Es una de las mejores pistas del mundo. Debe quedarse por razones morales”, señaló el británico. “Definitivamente tenemos que mantenerlo”.

El brasileño Felipe Massa, tercero con Williams y ex conductor de Ferrari, dijo que el circuito -en el calendario todos los años menos uno desde el primer campeonato mundial en 1950- debe seguir siendo parte de la Fórmula Uno.

“Corremos por la gente y cuando ves el podio con tanta gente gritando y llorando, creo que no podemos perder eso. Es parte de nuestra sangre y no podemos perder este tipo de carreras”, dijo. (Reuters/ La Nación)