Opinión

El retiro de los proyectos

Luis Hidalgo Vernaza

luishidalgov@gye.satnet.net

El Presidente Correa retornó al país –el domingo- luego de completar un periplo de los tantos que nos tiene acostumbrados, luego de las cuales nos repleta con cadenas en los medios dando a conocer la inmensa aceptación que tiene de sus partidarios en el exterior y la admiración que le demuestran los líderes de la naciones visitadas, por el milagro ecuatoriano.

La diferencia con los otros viajes es que el retorno lo tuvo que efectuar en medio de un habiente hostil que se manifestó en muchas de las ciudades del país. Marchas y protestas se daban como resultado de los proyectos de leyes de las Herencias, mal llamado de Distribución de la Riqueza, y el de la Plusvalía, que los ecuatorianos consideran atentatorios contra su patrimonio y que anula la iniciativa privada y la inversión.

El viaje a Carondelet tiene hasta el momento una serie de versiones que aún no son muy claras. Los quiteños se citaron en lo que se conoce como la Ruta Viva para darle un merecido recibimiento portando banderas negras y haciendo sonar los pitos de sus vehículos en son de protesta; una gran caravana que se desplazó rumbo a Tababela.

El lunes en horas de la mañana convocó a la burocracia a que estén presentes en el Cambio de Guardia. Luego del ceremonial hizo uso de la palabra desde el balcón con un tono encendido y con gestos nada frecuentes, fustigado a sus opositores a los que calificó de golpistas y acusarlos una vez más de atentar contra su vida. Igualmente retó a quienes no están de acuerdo con sus proyectos a demostrar que perjudican a los pobres y a la clase media, desafiándolos a pedir la Revocatoria de su Mandato para medirse en las urnas.

En horas de la noche las cosas se dieron diametralmente diferentes, el Presidente un tanto mas relajado con la Banda Presidencial puesta sobre su pecho en señal inequívoca de que el Poder lo ostenta con la Constitución o sin ella, decía: “Queremos un ambiente de paz para la llegada del sumo pontífice, y para que un grupúsculo no provoque mas violencia; se retiran las leyes hasta que se agote el debate”.

Mediante una comunicación dirigida a la Presidenta de la Asamblea pidió que se reconsidere la posibilidad de la expedición de las Leyes, para un futuro. El ya daba como un hecho la aprobación de las mismas. El retiro temporal de los proyectos de Herencia y Plusvalía, son considerados por muchos solamente es un ganar tiempo para posteriormente volverlos a impulsar. Terminada la visita del Papa, volvemos al baile.

Hay que analizar si desde el punto de vista legal es procedente la forma en que el Presidente ha pedido el retiro temporal, o se debería disponer es el archivo, para posteriormente insistir en la necedad de clavar más impuestos al pueblo ecuatoriano, remitiendo un nuevo proyecto.

“Mañana, tal vez, tengamos que sentarnos frente a nuestros hijos y decirles que fuimos derrotados, pero no podremos mirarlos a los ojos y decirles que viven así porque no nos animamos a pelear”. (GHANDI)

Las opiniones vertidas en el medio son de responsabilidad del autor.