Internacional

El presidente mexicano calificó de «hipócrita» el discurso de Javier Milei

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, cuestionó a su par argentino, Javier Milei, al señalar que su discurso es «hipócrita», y afirmó que «el pueblo está pagando las consecuencias» de sus políticas, a la vez que criticó las medidas anunciadas para evitar las protestas luego de las primeras movilizaciones obreras contra el nuevo gobierno.

«La casta es la que está con él y el pueblo es el que está pagando las consecuencias. (…) Imagínense utilizar el discurso de la libertad y después impedir la libertad, negar la libertad y condicionar la libertad. Pero así son, la verdadera doctrina de la derecha es la hipocresía, decir una cosa y hacer otra», expresó el mandatario de izquierda en su conferencia de prensa matutina, según reprodujo la agencia de noticias Sputnik.

Asimismo, López Obrador sugirió a los movimientos sociales en Argentina buscar formas pacíficas para expresar su inconformidad, y que se manifiesten sin violencia, ya que ese «recurso solo lo utiliza la derecha».

«Ojalá que no haya descontrol en Argentina, que no haya represión pero esas políticas si son muy antipopulares y entregusitas. Eso de poner en venta empresas, ya padecimos nosotros eso, ya se demostró que eso es un fracaso y regresar otra vez a eso».Manuel López Obrador

«Es cosa de no caer en la trampa de la violencia. ¿Qué tienen ellos? La fuerza bruta, no la razón, entonces se imponen con la fuerza, así han sido las dictaduras en Argentina y Chile. Entonces hay que evitar la confrontación (…) Por lo general la derecha y el conservadurismo son muy autoritarios y quieren imponerse por la fuerza para someter y generar miedo y que nadie salga, que nadie proteste y que si se hace sea con los dientes apretados», sostuvo.

Por otra parte, según consignó el medio local La Jornada, el presidente mexicano, fundador del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), le pidió a los movimientos sociales en América Latina no dejarse engañar por las extravagancias, «por el discurso, supuestamente moderno, atrevido, teatral».

«Ojalá que no haya descontrol en Argentina, que no haya represión pero esas políticas si son muy antipopulares y entregusitas. Eso de poner en venta empresas, ya padecimos nosotros eso, ya se demostró que eso es un fracaso y regresar otra vez a eso», detalló.

El miércoles, miles de trabajadores argentinos nucleados en la central obrera Confederación General del Trabajo (CGT), y numerosas organizaciones sociales, continuaron el cronograma de protestas contra el nuevo Gobierno y sus nuevas disposiciones para desregular la economía.

Fuente:  Télam