Internacional

Suben a 16 los muertos por inundaciones en El Salvador

La Dirección General de Protección Civil de El Salvador confirmó que el número de muertos por las inundaciones aumentó a 16, cuando en la madrugada de este viernes fueron hallados los cadáveres de dos menores de edad que quedaron bajo los escombros de una vivienda derrumbada.

 

Debido a la intensidad y persistencia de las lluvias en el territorio salvadoreño, las autoridades han declarado la alerta estratificada, con 38 distritos en alerta naranja y el resto del país en roja.

Según expresó en conferencia de prensa el Ministro de Medio Ambiente y Recursos Naturales del país, Fernando López, «el lugar donde más ha llovido es en Ahuachapán, los sistemas de vigilancia representan que no existe huracán o tormenta en el océano pacifico, solo un remanente de nubes que nos están provocando estas lluvias».

Para resguardar la vida de los salvadoreños, el director general de Albergues de la Gobernación de San Salvador (capital), explicó que se cuenta con una flota vehicular para trasladar a unas 2.500 personas hacia centros de evacuación.

En este sentido, Protección Civil ha activado 110 albergues en todo el país, con 3.861 personas refugiadas, pertenecientes a 1.457 familias. Entre ellos 2.004 adultos y 1.857 menores de edad.

De igual manera, las actividades académicas están suspendidas en la mayoría de los centros educativos, pues muchas escuelas están severamente dañadas.

 

Las autoridades han alertado que en las próximas horas la situación meteorológica continuará, con los riesgos asociados, por lo que el ministro de Gobernación, Juan Carlos Bidegan, alertó que la tormenta aún no ha pasado.

“Los suelos siguen saturados y tenemos bastante riesgo de deslizamientos de tierra, así como también desbordamientos de ríos. Por ello debemos mantener la alerta y todas las precauciones y seguir escuchando las actualizaciones del Ministerio de Medio Ambiente”, indicó Bidegan.

Entre los rublos que han sufrido severos daños en El Salvador figuran los cultivos, pues grandes extensiones de tierra permanecen bajo las aguas.

Por: teleSUR