Economía

El IESS, un nudo crítico con el Fondo Monetario Internacional

Errores de registro en las cuentas financieras del IESS descuadran las metas acordadas con el FMI. Aún no hay fecha para la cuarta revisión del acuerdo con el multilateral.

Las cifras del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) no cuadran y eso dilata la cuarta revisión del acuerdo que el Fondo Monetario Internacional (FMI) firmó con Ecuador.

Un equipo técnico del FMI debía visitar el país para examinar las metas del acuerdo el 15 de diciembre de 2021, pero se aplazó y todavía no hay fecha para la revisión.

Mientras eso no ocurra, Ecuador no recibirá el desembolso de USD 700 millones, previsto en el acuerdo con el FMI, firmado en septiembre de 2020 y renegociado un año después. Según fuentes del Gobierno consultadas por PRIMICIAS, en los diálogos mantenidos entre el FMI y el Ministerio de Finanzas se detectaron “errores” de registro de algunas cuentas del IESS.

Una de las metas acordadas con el FMI es un déficit global de USD 2.422 millones al cierre de 2021, pero los “descuadres” en el registro y consolidación de las cuentas financieras de los fondos administrados por el IESS impiden llegar a esa meta.

El déficit se produce cuando los ingresos no son suficientes para cubrir los gastos.

La meta de déficit global acordada con el FMI contempla los resultados del Presupuesto General del Estado, los gobiernos locales, las empresas públicas y los institutos de seguridad social como el IESS.

Un ejemplo del descuadre de cifras del IESS es el monto de pago de salarios que el Ministerio de Finanzas registra en USD 82 millones en 2021, según un informe de la Cartera de Estado al que accedió PRIMICIAS.

Pero, en realidad, el gasto en nómina del Instituto será de USD 216,2 millones en 2021, de acuerdo a su propia ejecución presupuestaria. Por esta razón, el Ministerio de Finanzas depura las cifras del IESS antes de la revisión del FMI.

Deuda del Estado con el IESS

No es el único cambio que ha pedido el FMI al país. Ecuador también tuvo que hacer ajustes para seguir en el camino de transparentar las cifras de deuda pública.

Así, el Ministerio de Finanzas incorporó desde agosto de 2021 nueve tipos de obligaciones que antes no estaban registradas como deuda pública por USD 10.784 millones, que incluye al IESS.

Con esos cambios, la deuda pública agregada de Ecuador sumó USD 73.337 millones a octubre de 2021.

Dentro de esa cifra, el Estado reconoce como deuda pública USD 8.216 millones con el IESS por convenios de pago firmados y colocación de bonos estatales.

Pero hay obligaciones con el IESS que no son reconocidas y que, en la práctica, duplicarían la deuda pública interna registrada de forma oficial con el instituto.

La deuda que el IESS pide al Ministerio de Finanzas que reconozca sumó USD 8.384 millones al cierre de 2021.

Atrasos en pensiones y deuda por salud Los USD 8.384 millones que reclama el IESS al Estado se han acumulado porque el Ministerio de Finanzas no paga el monto total de las contribuciones estatales, como el pago del 40% de pensiones.

Por ejemplo, el IESS solicitó USD 2.655 millones al Ministerio de Finanzas para financiar sus servicios a jubilados y afiliados en 2021, aunque en el Presupuesto General del Estado solo se asignaron USD 1.532 millones.

Pero, eso tampoco se cumplió.

Al final de 2021, la Cartera de Estado solo transfirió USD 306 millones correspondientes a ese año más USD 968 millones por valores atrasados de 2020.

A fin de cubrir la diferencia, el IESS tuvo que echar mano otra vez de los ahorros administrados por su banco, el Biess.

Francisco Cepeda, presidente del Consejo Directivo del IESS, advirtió ayer en la Comisión de la Salud que en el Fondo de Pensiones solo quedan recursos para tres años si continúa el ritmo actual de desinversiones.

El valor más urgente que exige el IESS al Gobierno es el aporte para las atenciones médicas de jubilados y afiliados con enfermedades catastróficas, que no ha pagado desde 2022 y que al cierre de diciembre de 2021 sumaron USD 4.526 millones.

El fondo de salud del IESS se quedó sin ahorros en diciembre de 2021, lo que complicará la atención médica para los afiliados y los jubilados en 2022.

Por eso, el IESS requiere que el Estado cubra, al menos, USD 470 millones de su deuda por salud en 2022.

Para que se concrete el pago, el Ministerio de Finanzas exigirá al IESS auditorías que concluirían hasta marzo de 2022, explica César Rodríguez, vocal de los empleadores ante el Consejo Directivo de la institución.

Para hacer uso de este contenido cite la fuente y haga un enlace a la nota original en Primicias.ec: https://www.primicias.ec/noticias/economia/iess-nudo-fmi-acuerdo-ecuador/