Opinión

El Ecuador requiere una agenda agropecuaria de Estado

Ing. Agr. Agr. Mauro Erazo Vélez.

Presidente del Foro Agro. Ecuatoriano, Presidente de la Asociación de Ingenieros Agrónomos del Ecuador.

 

 

El Ecuador necesita implementar políticas públicas y medidas que promuevan la inversión en el sector agropecuario, así como incentivar a los agricultores a adoptar prácticas más sostenibles y modernas. Algunas de las acciones que podrían ser beneficiosas para reactivar el sector agropecuario en el país incluyen: Una agenda Agropecuaria de Estado y el Censo Agropecuario

Estas medidas son necesarias para reactivar el sector agropecuario en el Ecuador porque la agricultura es una de las principales fuentes de empleo en el país y un motor importante para el desarrollo económico y social. Reactivar este sector sería beneficioso no solo para los agricultores, sino también para la seguridad alimentaria y la economía en general. En la gran agenda se debe indicar como debe ser el Uso responsable de los recursos naturales y se debe promover la gestión sostenible de los recursos naturales, como la tierra, el agua y la biodiversidad, para garantizar su conservación a largo plazo.

El Censo agropecuario Nacional es necesario para recopilar datos precisos y actualizados sobre la producción agrícola y ganadera del país. Estos datos son fundamentales para poder planificar políticas de desarrollo rural, mejorar la productividad y la competitividad del sector agropecuario, y garantizar la seguridad alimentaria de la población, asegurar la comercialización y poder trabajar sobre los costos de producción y el crédito oportuno.

Además, el censo agropecuario permite identificar las necesidades y demandas de los productores agrícolas y ganaderos, así como evaluar el impacto de las políticas públicas en el sector. También es una herramienta importante para monitorear el uso de los recursos naturales, como el suelo y el agua, y promover prácticas agrícolas sostenibles.

En resumen, el censo agropecuario es una herramienta fundamental para la toma de decisiones en el sector agropecuario y para garantizar la seguridad alimentaria y el desarrollo sostenible de un país.

La agenda Agropecuaria de estado debe ser construida con todos los actores en donde se establezca claramente cómo se debe fomentar la diversificación de cultivos para reducir la dependencia de un solo cultivo y promover la seguridad alimentaria, como implementar prácticas agrícolas sostenibles, como la agroecología, la agricultura orgánica y la agricultura regenerativa, que respeten el medio ambiente y sean socialmente justas. Se debe fomentar la adopción de tecnologías y prácticas agrícolas innovadoras que mejoren la productividad, la eficiencia y la sostenibilidad de la producción agrícola.

También debe llevar como se va a brindar apoyo a los pequeños y medianos productores agrícolas para que puedan acceder a los recursos y conocimientos necesarios para mejorar su productividad, crédito, costos de producción, comercialización y sostenibilidad, promoviendo el comercio justo y la soberanía alimentaria para garantizar que los productores agrícolas reciban un precio justo por sus productos y tengan una rentabilidad justa y que la población tenga acceso a alimentos nutritivos y de calidad.

Esta agenda agropecuaria de Estado debe promover la protección del medio ambiente, incluyendo la conservación de los bosques, la fauna silvestre y los ecosistemas naturales, para garantizar la sostenibilidad a largo plazo de la producción agropecuaria.

En resumen, un Ecuador productivo agro sostenible ideal es posible para esto se debe buscar un equilibrio entre la producción agropecuaria, la protección del medio ambiente y el bienestar de la población, promoviendo buenas prácticas agrícolas que sean socialmente justas, económicamente viables y respetuosas con el medio ambiente.

En los próximos días productores, académicos, profesionales agropecuarios tendrán una cita para construir esta ansiada agenda agropecuaria que beneficie y reactive el sector agropecuario del País. Aplaudimos esta iniciativa privada que de seguro será de ayuda para volver la mirada al campo.