Internacional

El alcalde de Lima vincula su destitución a las «críticas» que realizó al Gobierno de Perú

El alcalde de Lima, Jorge Muñoz, ha mostrado su sospecha de que la decisión del Jurado Nacional de Elecciones (JNE) de ratificar su destitución pueda estar vinculada a las «críticas» que ha hecho al Gobierno de Perú.

Muñoz ha reconocido que en los últimos tiempos ha sido «muy crítico» con la gestión del Ejecutivo pues considera que «hay un trabajo muy malo» y que ha derivado en un «desprestigio (de Perú) como país».

«El hecho de que yo critique esas cosas ha hecho que desde el Gobierno se tengan algunas actitudes menos empáticas para con mi persona», ha lamentado el alcalde capitalino en una entrevista para la emisora RPP.

En este sentido, ha criticado que la medida adoptada por el JNE ha sido «totalmente desproporcionada» y que su puesto al frente del Servicio de Agua Potable y Alcantarilla (Sedapal) haya servido como argumento para la destitución, pero que en el caso de la vicepresidenta, Dina Boluarte, –quien recientemente ha renunciado a su cargo en el Registro Nacional de Identificación y Estado Civil (Reniec)– no se haya procedido de la misma forma.

Además, Muñoz ha reiterado que sus decisiones al frente de Sedapal estuvieron encaminadas a «colaborar» y «ayudar» a los vecinos de San Juan de Lurigancho, una ciudad de la provincia de Lima que en 2019 sufrió una «terrible inundación». «Quisimos ayudar y a nadie se le puede sancionar por ayudar, por hacer el bien», ha defendido.

«Considero que el fallo del JNE ha sido un fallo que afecta a la democracia porque es desmedido, desproporcionado, pone una sanción a una persona limpia y honesta que ha trabajado intensamente en la Municipalidad», ha criticado.

Finalmente, Muñoz ha sembrado a duda sobre una presunta corrupción en el seno del organismo pues ha afirmado que «terceras personas» le trasladaron la posibilidad de «revertir el fallo» si él «accedía» a efectuar un pago. «Evidentemente yo no accedo a estas cosas. No accedí a esto porque debemos tener instituciones limpias», ha dicho.

El JNE de Perú declaró este miércoles fundada la destitución Muñoz como alcalde de Lima, que había sido rechazada anteriormente en 2021 por el Concejo de la Municipalidad de la capital peruana.

Muñoz fue censurado por haber ocupado el cargo de director del Sedapal y haber cobrado dietas irregulares cuando ya se desempeñaba como autoridad provincial de Lima. Al exalcalde se le acusa de haber cobrado dietas irregulares en hasta cuatro ocasiones y por cantidades cercanas a los 3.000 soles –cerca de US$ 798– por sesión semanal. Más tarde, una vez conocidas las acusaciones, Muñoz anunció que devolvería el dinero y abandonaría el cargo al frente del organismo de gestión de agua.

 

 

(americaeconomia.com)