Opinión

Ecuador y Perú postulan ante UNESCO para que la reserva de Biosfera transfronteriza sea una realidad

Ecuador y Perú reconocen desde ahora a este territorio de 1,6 millones de hectáreas como Bosques de Paz. Allí viven cerca de 617 260 personas comprometidas con la conservación y el desarrollo sostenible.

QUITO. Ecuador tiene listo el expediente de postulación que enviará a la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) con el fin de obtener la Declaratoria de la Reserva de Biosfera Transfronteriza a un amplio territorio que involucra al norte de Perú y al sur de Ecuador.

El voluminoso expediente que será enviado por el Ministerio del Ambiente de Ecuador hacia la sede de UNESCO en París,  fue entregado por Manuel Orbe, alcalde del cantón Celica y presidente de la Mancomunidad Bosque Seco, a Juan Carlos Soria, viceministro del Ambiente de Ecuador.

“Para el Ministerio del Ambiente (MAE) constituye una gran satisfacción facilitar la concreción de lo que será la primera Reserva de Biosfera Transfronteriza Binacional de América del Sur”, dijo el Viceministro Soria.

Ecuador y Perú reconocen desde ahora a este territorio de 1,6 millones de hectáreas como Bosques de Paz. Allí viven cerca de 617 260 personas comprometidas con la conservación y el desarrollo sostenible.

Según Wladimir Placencia, Coordinador Zonal de Ambiente para Loja, El Oro y Zamora, del lado ecuatoriano, los ocho cantones que integran la Mancomunidad Bosque Seco (Puyango, Pindal, Zapotillo, Macará, Palta, Sozoranga, Celica y Las Lajas) el reconocimiento de UNESCO permitirá asegurar el hábitat de importantes especies de flora y fauna. “Esta zona rica en guayacanes y ceibos es el hogar de decenas anfibios y reptiles”, aseguró.

La reserva transfronteriza permitirá alcanzar cinco objetivos concretos en beneficio de Ecuador y Perú: fortalecerá el acuerdo de paz firmado entre los dos países, permitirá conservar la flora y fauna endémicas, servirá como laboratorio e investigación científica y constituirá una plataforma regional para fortalecer la gestión de recursos financieros para la conservación y el desarrollo territorial.

En el último año el Gobierno invirtió 800 mil dólares en la reforestación de microcuencas de Puyango y Túmbez. Según Orbe, el trabajo de reforestación en la zona continuará.

Para Francisco Prieto, Subsecretario de Patrimonio Natural del Ministerio del Ambiente, estos dos últimos años han sido de grandes cosechas y eso nos ha permitido fortalecer los bosques tumbesinos. “En 2015 conseguimos la declaratoria de biosfera del bosque seco y en 2016 tendremos una reserva de biosfera transfronteriza”.

Paralelamente, las autoridades peruanas tramitan el envío del mismo expediente de postulación desde su país. (MAE/COLIBRI)