Economía

Ecuador: El precio de la leche, otro frente para el Ministro de Agricultura

Mientras el precio de la leche sube, la Asamblea discute una reforma legal para establecer un precio fijo para el productor lácteo.

La propuesta de reforma legal que impulsa la Asamblea plantea obligar a las industrias a pagar un valor fijo de USD 0,42 por litro de leche a los ganaderos.

La iniciativa legal de la Asamblea, que está por entrar en segundo debate, no convence ni a industriales ni a productores. Ambos actores exigen, más bien, políticas públicas para hacer frente al aumento de costos de los insumos y para combatir la informalidad.

Abrir el diálogo entre ambos actores es uno de los retos del nuevo ministro de Agricultura, Bernardo Manzano.

El funcionario, quien asumió el cargo el 4 de mayo, ofreció “lograr acuerdos, buscar soluciones y reorientar la visión agropecuaria”.

Desde el 2013, la industria láctea paga al productor un precio equivalente al 52,4% del precio de la leche UHT o en funda, también llamado precio indexado, según el Acuerdo 394.

Esta fórmula permite que el precio que recibe el productor suba o baje de acuerdo con la variación del precio de leche para el consumidor final. Esto ocurrió en mayo de 2022 con el alza de precios que realizaron algunas industrias lácteas.

Por ejemplo, Vita Alimentos subió el precio de la leche en funda para el consumidor final de USD 0,80 a 0,95. El precio de este producto, que no había sufrido cambios en más de nueve años, tuvo que ajustarse para pagar más a los ganaderos, que están golpeados por un alza en los costos de producción, según explicó Vita Alimentos.

Tras el ajuste, Vita Alimentos paga USD 0,49 por litro de leche a sus proveedores; es decir, siete centavos más.

Aumento de costos

Francisco Chiriboga, presidente de la Cámara de Agricultura de la Primera Zona, dice que el precio de la leche en funda no había sido revisado desde 2013, pese al aumento de los costos de producción.

Entre 2013 y 2022, el costo de la mano de obra aumentó 41%; el precio del balanceado, 22%; los fertilizantes, como la urea, 60%; y las sales minerales, 36%.

Vita Alimentos mencionó otros factores que han incidido en un incremento de los costos de producción, como:

El aumento del precio de los combustibles.

Los efectos del invierno, que han ocasionado una baja productividad y un encarecimiento en la producción.

El conflicto armado entre Rusia y Ucrania, que ha ocasionado una menor provisión de materias primas, en especial de fertilizantes.

Chiriboga defiende la actual fórmula indexada de precios y dice que el precio fijo de USD 0,42, sugerido por la Asamblea, no tiene sustento técnico, por lo que pide el archivo del proyecto de reforma legal.

Alta informalidad

Los ganaderos creen que el Gobierno debe trabajar en políticas públicas que alienten la formalización de los productores y la entrega de crédito a bajo costo. Por ejemplo, aunque en el país existen 299.000 productores de leche, apenas 4% de ellos está tecnificado y reporta alta productividad.

Para el Centro de la Industria Láctea (CIL), la solución a los problemas del sector lácteo no está en una política de fijación de precios.

Aunque un precio de entre USD 0,42 y 0,49 por litro ha incentivado una mayor producción de leche en el país, la industria formal no ha podido absorber todo ese nuevo volumen.

De acuerdo con la CIL, unos 3,7 millones de litros de leche diarios termina en la industria informa; es decir, 29% de toda la producción nacional, que suma 6,2 millones de litros diarios.

Las empresas informales pagan menos de USD 0,25 por litro de leche y no tienen controles de calidad, dice Chiriboga.

Rodrigo Gallegos, director del CIL, sugiere crear un consejo consultivo de la leche, donde los industriales y los productores puedan acordar precios acordes al mercado.