Actualidad

Ecuador y Colombia abordan mecanismo para seguimiento del proceso de paz colombiano

Autoridades colombianas y ecuatorianas evalúan un mecanismo de seguimiento y monitero al proceso de paz y la seguridad en la frontera común.

QUITO.  Delegaciones de alto nivel del gobierno de Ecuador y Colombia se reúnen este jueves en Quito para abordar un mecanismo bilateral a fin de dar seguimiento al proceso de paz colombiano, que contempla el monitoreo a la desmovilización de grupos armados y la seguridad en frontera binacional.

Los cancilleres Guillaume Long y María Ángela Holguín adelantaron en conferencia de prensa algunos detalles de la reunión que sostienen en Quito junto a los respectivos titulares de Defensa y altos jefes militares de ambos países para afinar dicho mecanismo.

La reunión se produce un día después del anuncio en esta capital del inicio, el próximo día 7, del diálogo de paz entre el gobierno colombiano y el Ejército de Liberación Nacional (ELN), del cual Ecuador será garante y sede principal.

Además, responde a una preocupación por las consecuencias de la firma del acuerdo entre el gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y posteriormente con el ELN, por la eventual ocurrencia de operaciones militares irregulares en la línea fronteriza.

Long señaló que esta reunión es resultado de una idea para tener un mecanismo entre las dos cancillerías y los ministerios del Interior y de Defensa “para hacer un seguimiento muy riguroso al proceso de paz de Colombia y a sus repercusiones sobre el Ecuador”.

Ratificó la voluntad de respaldo del gobierno ecuatoriano a la paz en la nación vecina, en particular del presidente Rafael Correa, y mencionó que este proceso plantea un horizonte más promisorio de menos violencia, pero con nuevos retos.

“Este mecanismo conlleva principalmente un intercambio de información del monitoreo de la situación y la implicación activa del Ecuador en el seguimiento del proceso de paz. Eso significa fundamentalmente un seguimiento de la desmovilización, de los grupos en armas, cuestiones vinculadas a la seguridad en frontera”, dijo.

En tanto, la ministra colombiana de Exteriores manifestó la disposición de las autoridades de su país de informar a la parte ecuatoriana el avance del proceso de paz y de la implementación de los acuerdos, además de agradecer a Ecuador y al presidente Correa, al canciller Long y al ministro de Defensa, Ricardo Patiño, por el apoyo y el acompañamiento para la pacificación en Colombia.

“El acompañamiento de ustedes ha sido muy importante; desde el conflicto en Colombia, lo sabemos y lo tenemos muy claro y que de verdad ha sido lamentable, obviamente nos ha afectado tremendamente a nosotros, pero sabemos lo que los ha afectado a ustedes y por eso estamos convencidos que ustedes en eso tienen una oportunidad como la tenemos nosotros de tener una mejor frontera, una frontera más segura, que realmente de oportunidades a su gente”, sostuvo al reconocer que el conflicto armado causó “complicaciones y situaciones complejas en Ecuador.”

Holguín no precisó los detalles sobre los puntos que abordarán sobre la mesa de negociaciones los representantes del gobierno y del ELN y dijo que le dejaba ese punto al jefe de la comitiva gubernamental al diálogo, Luis Carlos Restrepo.

Expuso su confianza en que el gobierno de Juan Manuel Santos “en el 2018 se vaya con la paz también” y adelantó que pondrán “el pie en el acelerador” en las negociaciones con el ELN “para darle la tranquilidad al Ecuador de que tenemos un compromiso como país y un compromiso como fuerzas militaras de que lo único que van a tener son beneficios para la paz”.

Por su parte, el canciller Long ratificó que su país está listo desde octubre pasado para recibir el inicio de la fase pública del diálogo con el ELN y ratificó que tendrán lugar en las afueras de Quito, para lo cual se han habilitado tres centros de base para las partes: la insurgencia, el gobierno y los garantes.

Holguín adelantó, además, que para el 15 de febrero se realizará el próximo gabinete binacional Colombia-Ecuador, donde abordarán el desarrollo fronterizo para darle a sus habitantes unas condiciones de vida diferentes con oportunidades para sus habitantes. (ANDES/LA NACIÓN)