Opinión

Del Desarrollo Urbano

Gonzalo Escobar V./U.S.A

Gaev67@gmail.com

CI:0919013128

En la idea del desarrollo urbano y vivienda en Ecuador se trata el tema de cuántas casas hacer, de servicios básicos primero, las formas de financiamiento; pero, tal vez, no sobre los diferentes modelos de construcción y legislación que facilitarían hacer realidad esos proyectos.

Según juicio del empresario norteamericano, simples villas no son suficiente como propuesta. Piensan en viviendas comunales, de manera que un acreedor de vivienda sea capaz de arrendar, y si algo llegase a suceder a su medio principal de ingreso, por falta de trabajo o accidente o enfermedad, no caería en mora, sino que tendría el inmueble para apoyar a la inversión misma.

Hace unos 20 años (tengo entendido) llegó una oleada de inmigrantes al área Tri-Estatal. Uno de los puntos donde se asentaron muchos fue en Bristol, Connecticut, en aquel tiempo un poblado muy abandonado. La localidad fue destino de muchos por sus bajos precios, y esos precios se debían a la poca circulación de capital. Los propietarios se vieron obligados a renovar viviendas, se construyeron nuevas y se exigieron servicios básicos, en ese boom abrieron muchos restaurantes y bares, oficinas y salones, y los precios subieron. Lo mismo en localidades de Long Island, NY. Otra peculiaridad es que, para ser zonas muy desarrolladas, se permite construcción urbana en periferias sin acceso a servicios básicos, así como establecimiento de negocios donde van supervisores luego, y por el desarrollo las autoridades están obligadas a urbanizar y controlar.

Menciono todo esto porque el Gobierno Ecuatoriano habla de buscar inversión extranjera para reactivar diferentes sectores de la economía. En el área metropolitana de Nueva York habitan cientos de miles de ecuatorianos, la enorme mayoría de ellos con una economía afluente; porque en 2021 se percibió más de 3 mil millones en remesas, comparables a la exportación de banano o de camarón. Cómo sería si ese dinero fuese captado para más que gastos y villas vacías, si fuese para proyectos que alimenten la economía y las industrias. Además, que existen organismos como ILACC (Cámara de Comercio Latina) que organiza y conecta empresarios emigrantes.

Existe el capital, existe visión en el sector privado, existen modelos, falta que las autoridades se pongan a trabajar de verdad. Si llegase a haber ese flujo en desarrollo y comercio sería un poco más difícil que en la función pública traten de entorpecer trámites. Tal vez una razón para la agilidad burocrática es el flujo constante de capital; no da tiempo a pedir favores para cada caso.