Opinión

Corrupción en la FIFA

Antonio Aguirre

antonioxaguirre@gmail.com

No es noticia nueva el destape de la corrupción a nivel mundial de la dirigencia de la FIFA, desde la época que era presidente el brasilero Joao Havelange, de 1974 hasta 1998, ya se comentaba de hechos corruptos en su administración y en algunos países en los que sus dirigentes se enriquecieron.

Los hechos que se conocen han sido investigados en los últimos 20 años, y es tan grande la corrupción que ya se empiezan a acusar entre los mismos dirigentes cuestionados por la justicia, buscando una pena menor a cambio de acusaciones e informaciones directas contra los mayores implicados.

Las investigaciones continúan y deben estar cerca de determinar, con acusaciones comprobadas que el gran cabecilla de esta red es el propio presidente de la institución, que ha ofrecido presentar su renuncia efectiva en un próximo Congreso a realizarse en la ciudad de México, el próximo año.

No se conoce en la historia de la humanidad otro acto de corrupción más grande del que estamos presenciando con una cobertura en todos los rincones del mundo, con la expectativa que se procesen a todos los delincuentes-dirigentes culpables de esta inmoralidad.

Casi todos los Presidentes de las Repúblicas, que son miembros de la FIFA, han declarado su disconformidad con lo acontecido y las Fiscalías de muchas Naciones han iniciado investigaciones a los entes futbolísticos de cada país.

De las declaraciones presidenciales, la que más ha impactado es la hecha por el Presidente venezolano Nicolás Maduro, promoviendo la candidatura de Diego Maradona a la presidencia del ente rector del fútbol mundial.

El señor Maduro no sabe ni entiende de fútbol y a duras penas agarra el bate de béisbol, y el señor Maradona, con todos sus vicios haría de la institución un burdel, por lo tanto es aberrante la propuesta del Presidente Maduro.

Las opiniones vertidas en el medio son de responsabilidad del autor.