Actualidad

Correa inauguró proyecto vial en Manabí

Se estima que 33mil habitantes se beneficien con la obra.

COLIMES. El presidente de la República, Rafael Correa, llegó a las 10h00 a Guayaquil y se trasladó hasta Colimes junto con el ministro de Transporte y Obras Públicas, Walter Solís, y otras autoridades nacionales y regionales, para recorrer e inaugurar la vía Colimes-Olmedo que une a Manabí y Guayas. «Este es un día muy especial para la gente de esta región de la Patria», manifestó el mandatario.

La carretera de doble carril y de pavimento flexible estuvo a cargo de la empresa Verdú, posee 35,4 Km de longitud, con una inversión de $28,5 millones. «Ahora los agricultores cuentan con esta vía que les permitirá transportar sus productos con mayor facilidad», señaló el Presidente. La vía fue construida en el marco de un programa del gobierno para transformar la red vial del país.

El Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP) estima que con esta carretera se benefician directamente más de 33.000 habitantes de las zonas rurales, tales como Mapasingue, Sequel de Arriba, Sequel de Abajo, El Limón, entre otros, que tendrán una nueva conexión entras las provincias del litoral. Esta zona es rica en producción ganadera, arrocera y maicera.

Para sacar su producción a los principales centros de distribución del país, la moderna vía, reemplaza a un camino inseguro, polvoriento y lleno de lodo, según la estación del año, que por décadas sirvió de conexión a los campesinos de las localidades de Colimes (Guayas) y Olmedo (Manabí).

Esta autovía cuenta con completa señalización, barandas de protección y tachas reflectivas para beneficio de los conductores nocturnos. Además, la obra reduce el tiempo de recorrido a 40 minutos, contempla un acceso de 1,5 kilómetros y un puente al recinto El Limonal, donde está ubicado un Centro de Salud. Además, el MTOP contempló para los próximos cuatro años el mantenimiento por niveles de servicio en toda esta arteria vial.

“Me alegra mucho que sus palabras sean obras”, manifestó Amador Ordóñez uno de los beneficiarios de la obra, quien además llamó a un pacto para que esta Revolución siga.

«La obra pública debe ser la mejor y si es para los más pobres, mucho mejor», expresó Correa.

Y destacó que en su gobierno durante los últimos ocho años se han intervenido cerca de 10.000 kilómetros de la red vial estatal, lo que ha convertido a este país en uno de los referentes en vialidad en Latinoamérica. (VCV/La Nación)