Deportes

Continúa la polémica entre Yunda y Méndez

El volante Edison Méndez llegó a El Nacional para la actual temporada del torneo local. El segundo semestre del año pasado estuvo sin equipo, tras salir del Santa Fe de Colombia.

GUAYAQUIL. Edison Méndez no aceptó su salida de la institución propuesta por el titular de El Nacional, Jorge Yunda, como se lo había pedido ayer al jugador, durante una entrevista a un medio capitalino, debido a que la relación con el cuerpo técnico no es la mejor y eso perjudica al club en el tema económico.

“No es por el bajo rendimiento, ni porque haya algún problema con la directiva. El jugador Édison Méndez ha tenido un roce fuerte con el director técnico y eso perjudica al club. Se le está pagando un sueldo sin que juegue, sin que ni siquiera vaya a la reserva”, recalcó el dirigente.

Méndez solo ha jugado 192 minutos de 990 posibles, por tal motivo Yunda tomó esta decisión.

Pero el jugador expresó su malestar y rechazó el pedido de Yunda, afirmando que se “mantiene firme” en su decisión de continuar con en el equipo de los ‘Puros Criollos’. “Esos temas ya los hemos dejado claro (discusiones con Zambrano), no quiero hablar más, me voy a seguir manteniendo firme y si quieren que salga del club lo dirán oficialmente”.

‘Kinito’, quien fue contratado pese a la negativa del técnico rojo, Octavio Zambrano, no es considerado por el entrenador por lo que Yunda le recalcó que “lo más saludable sería que, así como le dimos la bienvenida al “Kinito”, pueda salir por la puerta grande, pero sin perjudicarle al club económicamente. Me preocupa como Presidente del club que estamos pagando un sueldo sin que se pueda devengar”.

Para el dirigente del club quiteño, el único perjudicado en este inconveniente entre jugador y técnico, es la institución. “Hay que ser conscientes. Uno se gana un sueldo haciendo una labor, y si no soy útil en un trabajo lo mejor es retirarse.

Por su parte, el técnico Octavio Zambrano explicó que “un jugador va a la reserva porque necesita jugar más partidos, ritmo de juego. Otras veces porque retorna de una lesión y sólo puede jugar veinte o treinta minutos. Hay muchas razones, no todo es disciplinario”.

Zambrano recalcó que no le pidió a Yunda que le pida la renuncia de Méndez y resaltó que “fueron sus palabras en su libre albedrío. Como presidente puede decir lo que él quiera, y más si es que tiene un micrófono en frente todos los días. Hay veces que se refiere a temas de El Nacional como presidente, y otras vez con la voz del hincha; por eso no me centro en esas declaraciones”. (DO/La Nación)