Economía

Consulta popular sobre paraísos fiscales es un “espaldarazo” a Ecuador frente al G77: Canciller  

QUITO.  El canciller Guillaume Long afirmó este miércoles que es un “espaldarazo” para la presidencia de Ecuador en el Grupo de los 77 más China (G77+China) el triunfo del “Sí” en la consulta popular realizada el pasado día 19 sobre los paraísos fiscales.

“El triunfo de la consulta popular es un espaldarazo también a la Presidencia del Ecuador del G77”, afirmó Long en un conversatorio encabezado por el presidente Rafael Correa con medios internacionales desde el Palacio de Carondelet.

“Evidentemente demostramos con este triunfo de que contamos con el aval el apoyo de nuestro pueblo en esta lucha contra los paraísos fiscales “, añadió el jefe de la diplomacia ecuatoriana.

Indicó que cuando Ecuador fue elegido en septiembre del año pasado, ya presidente Correa había lanzado el Pacto Ético y los miembros del G77 sabían que ello era prioridad de Ecuador, por lo que no es coincidencia su designación al frente de este grupo durante este año.

En su opinión, hay “un nuevo  momento  político”, derivado del escándalo de los ‘Panama Papers’ y de su repercusión en los medios de comunicación, para reencausar este debate de la evasión tributaria.

Apuntó que el G77 de alguna manera vuelve a sus raíces porque hace décadas tiene una posición firme contra los paraísos fiscales, pero esta se había visto interrumpida por el boicot a las grandes demandas del sur global y ante la ONU por el avance del neoliberalismo y de algunos países ricos miembros del G20 .

Long señaló se congratuló del liderazgo de su país “fuertemente ratificado, apoyado, fortificado, consolidado por el referendo (..) del día domingo”, y confirmó que el G77 ha expresado su compromiso de luchar a lo largo del 2017 contra los paraísos fiscales.

Este, dijo, es un objetivo que se corresponde con una lucha histórica de este bloque para crear un cuerpo de máximo nivel en Naciones Unidas por la justicia fiscal, que incluye el enfrentamiento a los paraísos fiscales pero no exclusivamente.

“Quizás los paraísos fiscales sea lo más paradigmático de la injusticia fiscal, pero hay otras que también hay que normar, hay que regular: las carreras hacia abajo, las competencias hacia abajo para traer capitales de países que bajan sus impuestos para un poco sacar los capitales el vecino en esa  competencia hacia abajo, debe ser sancionada”, acotó.

Anunció que participará en dos reuniones en marzo y en abril con el G77 “para volver a sembrar esta semilla de un G77 que se posiciona de manera decisiva en Naciones Unidas y pide un cuerpo intergubernamental para una mayor justicia fiscal en el mundo”.

En tanto, el presidente Correa expuso su confianza en que esta iniciativa de referendo sobre los paraísos fiscales va a ser replicada en otros países bajo la exigencia de sus ciudadanos. “Ecuador será ejemplo para muchos países desarrollados”, acotó.

Dijo que, además de estar en la agenda del G77 y de los No Alineados (NOAL), también será impulsada por el nuevo secretario general de la ONU, António Gutérres, según le confirmó al mandatario.

El domingo pasado, simultáneamente con la votación para el binomio presidencial, los 137 asambleístas y los delegados al Parlamento Andino, los ecuatorianos decidieron en las urnas que sus funcionarios públicos ni los que ostenten cargos logrados en elección popular, no puedan ejercer si tienen bienes o recursos en paraísos fiscales.

Las votaciones de la consulta popular hasta en este momento  se mantienen en un 54.97% por el “Sí” y en 45.03%, escrutado el 93.64% de los votos. (ANDES/LA NACIÓN)