Actualidad

Clases presenciales y transporte público; ¿cómo evitar contagios?

Las clases presenciales se retomarán desde el 7 de febrero de 2022. Para quienes se movilizan en transporte público hay pautas para disminuir el riesgo al contagio de COVID-19.

Desde el 7 de febrero de 2022, los estudiantes regresarán a clases presenciales y las instituciones ya pueden recibir un 100% de aforo. En medio de la pandemia por COVID-19, los alumnos han pasado dos años sin ir de manera regular- presencial a las aulas.

Si bien la pandemia continúa, los contagios en descenso han permitido que el retorno progresivo a clases presenciales se mantenga. Sin embargo, existen padres de familia que tienen dudas sobre si la escuela es un espacios seguro o los riesgos que corren quienes se movilizan en transporte público.

Este video te puede interesar

LA HORA te deja algunas pautas a seguir para que el retorno a clases sea seguro.

¿Cómo evitar contagios en el transporte público?
Mascarilla. Usa doble mascarilla durante todo el tiempo que dure tu viaje. Una mascarilla kn95 debajo y encima una quirúrgica. En el caso de los niños llévalos con una mascarilla bien ajustada que no deje espacios por donde pueda ingresar el virus.

*Las siguientes recomendaciones aplican para adultos y estudiantes

Gafas o protector facial. Evita que en el trayecto tus ojos no estén protegidos. Puedes usar gafas o un visor.

Alimentos. Evita comer o tomar agua durante el viaje. Evita cualquier acción que te obligue a quitarte la mascarilla.

Ventilación. Los buses urbanos están obligados a precautelar la ventilación. Si no hay ventanas abiertas, denúncialo.

Desinfección de manos. Desinfecta tus manos constantemente. Lleva contigo alcohol o gel antiséptico.

No te toques la cara. Evita tocar tu rostro, tu mascarilla o los ojos.

Al llegar. Una vez que te has bajado del bus y has llegado a tu destino lávate las manos, durante 20 segundo, con abundante agua y jabón. Haz lo mismo de regreso a la casa.

Cuándo no enviar a mi hijo a la escuela
Si los padres, hermanos o personas que han estado en contacto con los menores presentan síntomas, los niños no deberán salir de casa por al menos 10 días.
La fiebre es uno de los principales indicadores de la COVID-19. Si el pequeño la tiene es primordial buscar atención médica.
Si su prueba PCR llega a salir negativo es apropiado que vuelva a clases tres días después de no presentar fiebre.
La tos es otro síntoma habitual del coronavirus. Al igual que con la fiebre es apropiado descartar el contagio.
La misma recomendación es en casos de pequeños con congestión nasal. (AVV)

 

 

 (lahora.com.ec)