Realidades

Chino y Nacho: “No hemos perdido público”

Chino y Nacho desestiman críticas hechas al video “Me voy enamorando”

MIAMI. A Chino y Nacho la fama no los ha cambiado. O eso dicen ellos.

A Nacho le parece que han cosechado una popularidad “bonita” que disfrutan, aunque a veces quisiera pasar más tiempo con sus seres queridos o visitar pueblitos de Venezuela y andar descalzo sin miedo a que le tomen fotos. “Pero no podemos quejarnos”, aclara rápidamente. “Es lindísimo ser recibido por las personas en los aeropuertos y que cada una de ellas te trate como si fueses parte de su familia”.

Chino, por su parte, aprovechará la fama para usarla a su favor como productor ejecutivo de las películas que hace con Diego Rísquez. “El malquerido ya tiene proyecciones confirmadas en siete países. El primer tráiler saldrá en un mes y el estreno está previsto para diciembre. Pronto empezaremos a trabajar con la cinta sobre la vida del indio Guaicaipuro”.

Ambos están por publicar su cuarto álbum de estudio, Radio Universo, que saldrá al mercado el próximo 23 de marzo. El primer bocado, Me voy enamorando, fue escrito por Nacho junto a Servando Primera. “Estábamos nerviosos porque la idea es que le guste a quienes te siguen desde siempre, además de ganar nuevo público. Pero, la verdad, es que tenemos un álbum grandioso y lo estamos disfrutando”, confiesa Nacho.

El videoclip del tema, dirigido por Nuno Gomes, suma ya 25 millones de reproducciones en Youtube. Cuenta la historia de dos niños que se enamoran sin tomar en cuenta las apariencias. Fue grabado en locaciones de Caracas como la UCV o el parque Los Caobos, además de Miami, en donde estuvo el puertorriqueño Farruko.

Poco después de estrenarlo, partidarios del chavismo acusaron a los cantantes de copiar la “simbología” del fallecido presidente Hugo Chávez.

“Me sorprendió mucho cuando comencé a leer los comentarios de que nos copiamos. ¿De qué? Porque yo sí vi varios Aló Presidente y no era que (Chávez) hacía eso constantemente”, dice Chino, refiriéndose a la escena en donde él abraza a la actriz que interpreta a la niña convaleciente de cáncer, supuestamente, como lo hiciera años atrás el exmandatario en una alocución oficial.

Entre otras cosas, al dúo de música urbana se le acusó en foros digitales de ir a grabar en Petare para intentar recuperar el “afecto perdido” en “sectores populares”, luego de que no se les permitiera presentarse en el festival Suena Caracas por hablar a favor de las protestas estudiantiles de 2014.

“Venezuela es nuestra casa, nuestra gente. Nunca nos hemos sentido aislados por nuestro público como para que digan que lo perdimos y lo queremos recuperar. La gente de Petare fue súper amable; allá nos trataron como hermanos. Todo esto lo vemos con mucha preocupación porque quienes levantaron esta farsa tienen mucha imaginación. Nosotros lo que hacemos es levantar el nombre de nuestro país”.

Por su parte, Nacho agradeció “la publicidad gratuita” que les dan sus detractores. “¡Para todo tienen una teoría de conspiración! (…) Los radicales están acabando con la amabilidad de los venezolanos. Porque las bellezas de un país vienen por su gente, no por la política”. (Internet/La Nación)