Deportes

Carla Esparza, campeona de la UFC, lleva tatuado el Escudo de Ecuador

Carla Esparza lleva tatuado el escudo de Ecuador en la parte baja de la tibia de su pierna derecha. En sus redes sociales suele subir fotos con la bandera tricolor ya sea a sus espaldas o estampada en su indumentaria deportiva.

“Mi nombre en MySpace solía ser Ecuadorian Shorty (pequeña ecuatoriana)”, posteó la deportista de la UFC, semanas atrás en su cuenta de Instagram, antes de su pelea por el título mundial en la categoría de 115 libras (peso paja). Ese día ( 18 de abril) también se puso un calentador en el que tenía estampada la Bandera de Ecuador.

¿Quién es Carla Esparza? Es una luchadora de artes marciales mixtas estadounidense, que se coronó campeona de la UFC por segunda ocasión, anteanoche en Phoenix.

Carla nació en Torrance (California, Estados Unidos), hace 34 años. Su madre es oriunda de Tosagua, Manabí, donde su abuelo tuvo la primera tienda grande del lugar, aunque más tarde la familia vendió el negocio y se mudó a vivir en Quito, cerca del Palacio de Carondelet en el Centro Histórico.

“La familia es muy importante para nosotros”, le dijo la atleta a este Diario, en el 2018. Ella empezó a practicar lucha en el colegio.

En aquella época también empezó a aprender otras artes marciales, cuando no era temporada de ‘wrestling’, y desde hace unos 12 años es luchadora profesional. Aparte de ser la primera campeona de la categoría Paja femenina en UFC, también participó del ‘reality’ de esa empresa en televisión, el TUF 20 (2014). Por cierto, en esa ocasión se impuso en la final a Rose Namajunas, la que era poseedora de la corona en su categoría.

Su apodo y los sueños que tenía de niña
‘Cookie Monster’, como la llaman en el ámbito deportivo, se mantiene en la élite de este deporte y se ha enfrentado a las mejores peleadoras del mundo en su división de peso como la polaca Joanna Jedrzejczyk, la brasileña Claudia Gadelha, entre otras.

Con 1,54 metros de estatura, la luchadora de ascendencia ecuatoriana gusta realizar largas caminatas con su perro Gunner, un mastín italiano, según los posteos que realiza en Instagram. En su tiempo libre también aprende a jugar tenis y en un futuro quiere surfear.

“Cuando era niña tenía tantos sueños. Quería ser abogada y también quería actriz, pero nunca pensé que sería una peleadora”, le dijo a este Diario.

La atleta es parte del Team Oyama, en Los Ángeles, en donde suele estar colgada la Bandera de Ecuador. Su récord profesional es de 19 victorias, seis derrotas.

La pelea de su segundo título y el matrimonio
Fue una pelea con pocas emociones, pero al final Carla Esparza se adjudicó el cinturón de campeona de peso paja en la UFC, tras derrotar a Rose Namajunas.

Por momentos, el público abucheó el combate, por la falta de acción. “Era una pelea difícil, traté de ser agresiva”, dijo la peleadora de 34 años, que consiguió el título en su división por segunda vez. La primera ocasión fue en el 2014.

Tras cinco asaltos con pocos golpes y solo tres intentos de derribo, los jueces dieron el triunfo a Esparza, por decisión dividida.

La peleadora, de raíces ecuatorianas, celebró entre lágrimas y se abrazó con sus entrenadores, la noche del último sábado.

Después del combate, Esparza reveló que aceptó la pelea por el título pese a que este se realizaría justo una semana antes de su matrimonio con el médico Matthew Lomeli, en California.

Entre bromas, dijo en la entrevista que le hicieron en la cadena deportiva internacional ESPN, que estaba feliz por llegar a la ceremonia con su rostro intacto, cuando le consultaron sobre el casi nulo intercambio de golpes que hubo durante los cinco asaltos de su pelea ante Namajunas.

 

 

El Comercio