Economía

Calidad de productos ecuatorianos, es cuestionada

Comerciantes tienen opiniones divididas en torno a la producción, calidad y comercialización de productos nacionales.

GUAYAQUIL. “Las personas prefieren comprar ropa importada porque es mucho mejor”, es la aseveración de Ligia Lema, una comerciante de Cuenca que vende ropa de fabricación nacional e internacional.

Según la vendedora, existe preferencia por parte de los consumidores en adquirir prendas importadas, por la calidad que presentan y advirtió, que en el caso de las prendas nacionales es necesario mejorar el producto para que tenga “salida”.

Opinión con la que discrepa Segundo Cárdenas Robles, un comerciante que hace 9 años se dedica a la venta de ropa en la ciudad de Machala. Él asegura que la mayor parte de su mercadería es nacional y el resto es de procedencia China. “El pantalón nacional es bueno”, aseguró Cárdenas basándose en la opinión de sus compradores que “hasta el momento no han presentado ningún reclamo”.

Cárdenas señaló que un pantalón de producción nacional puede costar entre $13,00 y $15,00, mientras que un pantalón importado, puede llegar a costar hasta $60 dependiendo de la marca.

Mientras que comercializa las camisetas chinas en $10. Mensualmente, este comerciante vende cerca de 100 pantalones y 60 prendas, entre camisas y camisetas.

Aunque Cárdenas señaló que hasta el momento no ha sentido ningún cambio con la aplicación de las salvaguardias que empezaron a regir desde el 11 de marzo y que aplica un arancel de %45 en la importación de prendas de vestir, aseguró no entender cómo estás podrían afectarle.

Algo que si afecta a Gabriel Chumbi, que hasta el mes pasado vendía ropa, en la Feria Libre de Cuenca, ropa importada. “Ya no es negocio, se incrementarán los precios y en la Feria Libre los compradores buscan precios baratos”, manifestó.

Para Hugo Gutiérrez fabricante de zapatos, la medida es un buen incentivo del Gobierno y la aplaude, porque su mercado se ha incrementado, señala que ahora distribuye cerca del 10% más que hace unos meses atrás. Pero esto también le significó contratar más personal, en especial peruano, para que capacite a su actual personal en la confección del calzado, por lo que señaló que no estaría mal “contar con capacitaciones”.

Según la Asociación de Exportadores (Adex), el año pasado Ecuador, se situó como el tercer comprador de calzado peruano, con la compra de 3,6 millones de ese producto. (VBF/La Nación)