Internacional

Bolivia encara doceavo Censo de Población y Vivienda moderno y con apoyo internacional

LA PAZ, Bolivia se sumergió este sábado  23 de marzo, en el Censo Nacional de Población y Vivienda 2024 mediante el trabajo de 845.000 censistas y la asistencia de una misión técnica internacional, un gran despliegue policial, el cierre de fronteras y el compromiso del Gobierno de garantizar un proceso transparente y de alta calidad.

 

Durante el acto de arranque, el ministro de Planificación, Sergio Cusicanqui, afirmó que el país está llevando a cabo el censo más «técnico, moderno y con los más altos estándares internacionales de calidad», para lo que se destinaron 68 millones de dólares, provenientes del Tesoro General de la Nación (TGN) y fuentes externas.

«Estamos avanzando hacia un Censo de Población y Vivienda que será uno de los más transparentes, modernos y participativos», destacó.

El funcionario resaltó que los datos recopilados permitirán conocer cuántos son, dónde y cómo viven, y cuáles las necesidades de los bolivianos, a fin de que los diferentes niveles de Gobierno (nacional, departamental, municipal y las autonomías indígenas) diseñen «políticas públicas para mejorar las condiciones de vida de la población».

Según compartió en sus redes sociales, el presidente de Bolivia, Luis Arce, se unió al ejercicio cívico al abrir las puertas de su hogar para ser censado por Fernanda, una joven estudiante de la Universidad Católica Boliviana, en la ciudad de La Paz (oeste).

«Quiero destacar y agradecer la invaluable labor y compromiso de los censistas voluntarios que están visitando cada hogar para que el proceso censal se lleve a cabo según lo previsto. Hoy, cada uno de nosotros cuenta, y Bolivia cuenta con nuestro apoyo», resaltó el mandatario.

Para llevar a cabo este ejercicio de gran envergadura, la nación sudamericana quedó paralizada de sus actividades habituales este sábado ante la movilización de cerca de un millón de personas, entre censistas, personal logístico y operadores de seguridad (policías y militares) en todo el territorio nacional.

Asimismo, en una medida sin precedentes, las fronteras permanecerán cerradas desde la medianoche del viernes y durante todo el sábado para garantizar así un entorno propicio para la ejecución del censo, evitando posibles contratiempos en el transporte de carga, turistas y operadores de comercio exterior, informó el miércoles la cancillería.

Desde las primeras horas del día, los supervisores del Instituto Nacional de Estadística (INE) se concentraron en los centros instalados en barrios y poblaciones para revisar los materiales a utilizar por los agentes censales, al tiempo que miles de policías reforzaron los controles en las diferentes regiones para garantizar el cumplimiento del auto de buen gobierno, que restringe la circulación vehicular y peatonal durante la jornada censal.

El Censo Nacional de Población y Vivienda 2024 se lleva a cabo en dos etapas: en las áreas urbanas se extenderá hasta la medianoche de este sábado y en las áreas rurales se prolongará hasta el lunes 25 de marzo.

Este es el décimosegundo censo en la historia de Bolivia, en el que se proyecta que el país superará los 12 millones de habitantes, frente a los 1,08 millones de habitantes empadronados durante el primer ejercicio, en 1831.

El director del Centro Latinoamericano y Caribeño de Desarrollo (Celade), Simone Cecchini, calificó el censo de «positivo» y recordó que es la única encuesta universal que llega a todas las viviendas y personas de una nación.

Cecchini, de origen chileno, llegó al país junto con representantes del Fondo de Población de las Naciones Unidas (Unfpa), de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y de institutos de estadística de Perú, República Dominicana y Panamá para seguir la jornada de empadronamiento.

Por: XINHUA