Realidades

Antonio Banderas llora al hablar del divorcio de Melanie Griffith

Banderas ha presentado en el Festival la película ‘Autómata’, que produce y protagoniza, y en el que Melanie también cuenta con un trascendente papel.

MADRID. Este fin de semana, Antonio Banderas llegaba al festival de Cine de San Sebastián lleno de simpatía pero notablemente nostálgico y triste.

El actor presentaba la película Autómata, de la que es actor y productor —con Gabe Ibáñez como director—, y llegaba sin Melanie Griffith del brazo, como vinieron haciendo durante estos años atrás. De nuevo, el actor volvía a ponerse detrás de las cámaras para dar un papel a la que ha sido su mujer durante dieciocho años.

El malagueño ha realizado unas de las declaraciones más impactantes desde que se produjera el divorcio con la hija de Tippi Hendren. Con los ojos llenos de lágrimas se confesaba ante un reducido grupo número de periodistas: “No he dicho ni pío de Melanie desde que se hizo efectivo nuestro divorcio. Y voy a decir una verdad que no he dicho a nadie”, confesaba Banderas a El Mundo. “Pero la vida es así. Melanie es y será una gran actriz. Lo he dicho en muchas ocasiones anteriormente y es algo que no hace falta rebatirlo: a Melanie la admiré desde muchísimo antes de conocerla”.

“En esta película, ella es la que modifica a la robot Cleo y al hacerlo le pone su voz. Y hay una escena en la que ésta se despide de Jacq y le dice: ‘Adiós, Jacq’. Y yo le respondo ‘Adiós, Cleo’. Nosotros nos conocimos haciendo cine y la historia terminó así, haciendo cine otra vez”, relataba.

El actor posó con el robot Cleo en la presentación de la película, una cinta futurista y distópica donde la “singularidad” es ya un hecho y el personaje que interpreta una pieza indispensable para guiar a la humanidad; un proyecto que compite por la Concha de Oro en el que el malagueño ha puesto todo su corazón. (Efe/La Nación)