Economía

Andrés Mideros: “La meta para el 2017 es erradicar la pobreza por ingreso”

Ecuador tiene uno de los niveles de desempleo más bajos de la región, el cual se sitúa en 4,9%.”.

GUAYAQUIL. Ecuador está encaminado a disminuir la pobreza de sus habitantes. Según el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INEC), durante el 2014 la pobreza medida por ingresos se situó en el 22,5 por ciento.

Este tipo de pobreza se la relaciona con la carencia y la privación, la cual limita a una persona a alcanzar un mínimo nivel de vida.

Para Andrés Mideros, secretario técnico para la erradicación de la pobreza, hasta el momento Ecuador ha alcanzado “logros importantes”, mejorando la calidad de vida de la ciudadanía ecuatoriana.

Esto se evidencia en los datos revelados por la Encuesta Nacional de Empleo, Desempleo y Subempleo (ENEMDU), donde detalla que la pobreza por ingresos se redujo del 37,6% al 22,5% entre el 2006 y 2014; la pobreza por consumo pasó de 38,3% a 25,8% durante ese mismo período; y, finalmente la pobreza por necesidades básicas disminuyó de 52 % a 35,8%.

“Estamos construyendo una sociedad más cohesionada, hemos logrado disminuir conjuntamente pobreza y desigualdad”, resaltó el funcionario al tiempo que señaló que a pesar de los logros alcanzados, aún existen muchos desafíos por enfrentar.

Bajo el plan de Estrategia Nacional para la Igualdad y la Erradicación de la Pobreza, el cual está conformada por tres componentes, cuatro metas generales, 32 metas de componente, 28 lineamientos y 165 estrategias que giran en torno a la revolución productiva trabajo, empleo bienes superiores (derechos del buen vivir) y el sistema de cuidados protección y seguridad social, el país aspira a que se reduzca en un uno por ciento el índice de pobreza.

“Esta estrategia nos llama a acciones integrales, con el sector productivo, económico, social y plantea corresponsabilidades. Generar pactos sociales y pactos fiscales nos permitirá cumplir con la meta de erradicar la pobreza a 2017”, recalcó Mideros.

Recordó además que Ecuador tiene uno de los niveles de desempleo más bajos de la región, el cual se sitúa en 4,9%.”La disminución de la pobreza se demuestra en obras, en educación. Tenemos que construir valores de solidaridad y seguir avanzando” “, destacó.

“Hay que pensar a las personas como ciudadanos con derechos y que la pobreza es un reflejo de las desigualdades”, agregó. Por ello, recalcó en la importancia de romper las trampas de la exclusión, pensar en las movilidades sociales y en encontrar los mecanismos para garantizar que las personas que salgan de la pobreza no vuelvan a ella.

Finalmente, subrayó que es necesario que la ciudadanía se empodere de este proceso que es suyo, “exigiendo su cumplimiento”. (VBF/La Nación)