Actualidad

Andersson Boscán transgredió las líneas rojas de la ética periodística en sus conversaciones con Leandro Norero, señala Fundamedios

El gremio periodístico Fundamedios criticó que Andersson Boscán tuviera camaradería y cercanía con Leandro Norero, un peligroso criminal que planeaba atentados contra otros periodistas que lo investigaban.

Gremios periodísticos, como Fundamedios y Periodistas sin Cadenas, criticaron a Andersson Boscán por las conversaciones y el acercamiento que mostró con Leandro Norero, de acuerdo a las conversaciones expuestas por la Fiscalía General en el contexto del caso Metástasis.

 

Para Fundamedios, Boscán transgredió todas las líneas rojas de la ética periodística en el tratamiento con las fuentes, pues hubo un abundante contacto con un peligroso criminal que estaba, al mismo tiempo. planeando junto con sus cómplices atentados contra otros periodistas que lo investigaban.

 

Ante la reacción de Boscán de asegurar que es necesario mantener este tipo de contactos cuando se investiga el mundo criminal, Fundamedios apunta que su amistosa cercanía, y las formas de diálogo que mantuvo con Norero lastima la verdad y el propósito principal de una investigación periodística, que es restaurar el orden, la libertad y la decencia.

 

«El periodismo es un oficio ético o es nada. Tampoco es dable que quienes han transgredido las líneas rojas, están acusados de faltar a la ética y aparecen en investigaciones criminales sean los que planteen liderar un debate ético«, expresaron a través de un comunicado.

 

Por su parte, la Fundación Periodistas Sin Cadenas señala que los chats de Boscán y Norero «deja ver una práctica profundamente reñida con la deontología del oficio».

Imagen de una toma de dron de Leandro Norero conversando con Andersson Boscán.
Imagen de una toma de dron de Leandro Norero conversando con Andersson Boscán. ( )

 

Explican que organizaciones delictivas consideran necesario silenciar a medios y periodistas, y que han identificado a quienes pueden «representar un escollo en sus planes», y que han captado a personas para extorsionar o difundir contenidos que interesen al poder criminal.

 

«El crimen organizado es una forma del poder, y el periodismo también debe ejercer su función de contrapoder para enfrentar a esas estructuras criminales estén donde estén», señalan.

 

Periodistas Sin Cadenas manifiesta que en el acercamiento a las fuentes periodísticas, en general, y en particular cuando están relacionadas con el crimen organizado se debe «establecer claramente las líneas de acción, tanto entre periodistas y fuentes como con las audiencias».

 

Fundamedios hizo un llamado a periodistas, las universidades, las organizaciones de la sociedad civil para hacer una revisión integral de las normas éticas que rigen al periodismo ecuatoriano, y que se incluya la constitución de tribunales de ética, para así determinar la gravedad de la transgresiones éticas, y las responsabilidades que eso debe acarrear para medios y periodistas.

Fuente: Ecuavisa