Economía

América Móvil emite bonos canjeables por acciones de holandesa KPN

Los bonos, que tendrán un vencimiento de 5 años y no pagarán intereses.

MÉXICO. El grupo mexicano de telecomunicaciones América Móvil, propiedad del magnate Carlos Slim, completó hoy la colocación de bonos por 3.000 millones de euros ($3,300 millones) los cuales podrán ser intercambiados por acciones ordinarias de la holandesa KPN.

Los bonos, que tendrán un vencimiento de 5 años y no pagarán intereses, serán intercambiables por acciones ordinarias de KPN a un precio 45 % por arriba del precio promedio de los títulos de la holandesa en el Euronext Ámsterdam.

En un comunicado enviado a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), la firma detalló que prevé cerrar la oferta el próximo 28 de mayo y añadió que los fondos obtenidos a través de la oferta serán utilizados “para fines corporativos en general”.

Si los bonos son canjeados, la compañía de Slim saldrá de buena parte del 21 % del capital que posee en la holandesa para 2020, aunque tendrá la opción de comprar los bonos si el valor de las acciones registra un aumento considerable.

América Móvil, líder de servicios de telecomunicaciones en América Latina, intentó en 2013 sin éxito hacerse con el control del operador holandés.

Tras anunciar en octubre de ese año la retirada de su oferta pública para controlar la holandesa por el bloqueo realizado por la Fundación de Acciones Preferentes Clase B de KPN, América Móvil dijo que mantendría sus opciones abiertas sobre su participación en esa compañía.

En junio de 2014 la firma mexicana amplió a 50,8 % su participación en Telekom Austria tras comprar el 23,47 % de las acciones del operador, en el que el Estado tiene el 28 % del capital y derecho de veto para decisiones estratégicas.

América Móvil registró en 2014 un beneficio neto de 47.182 millones de pesos ($ 3.149 millones), un 37,3 % inferior a los 75.217 millones de pesos ($ 5.021 millones) de 2013.

A diciembre pasado la empresa, que opera en unos 20 países en América y Europa, tenía 289,4 millones de clientes de líneas móviles, 34,3 millones en fijas, 22,6 millones de accesos en banda ancha y 21,5 millones de usuarios de televisión de paga. (Efe/La Nación)