Internacional

Alan García cree que erró al ampliar diálogo en conflicto que dejó 33 muertos

El expresidente aseguró que en el llamado “Baguazo” “no hubo un estallido de la Policía contra la población, sino un grupo preparado que asaltó a los policías.

LIMA. El exmandatario y candidato a la Presidencia de Perú Alan García consideró hoy que fue un error extender el diálogo durante las revueltas de indígenas amazónicos que en 2009 dejaron 33 muertos, entre ellos 23 policías, y un desaparecido, en la provincia norteña de Bagua.

García afirmó en una entrevista al canal Panamericana que “tal vez actuando con energía en el primer momento se habrían ahorrado en primer lugar la pérdida de vidas de los policías”.

“Fue un costo social de un exceso de preocupación de diálogo. Si hubo un error, fue alargar el diálogo durante 55 días en la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM), con grupos que iban y venían y se consultaban”, dijo García.

El expresidente aseguró que en el llamado “Baguazo” “no hubo un estallido de la Policía contra la población, sino un grupo preparado que asaltó a los policías, quienes entregaron sus fusiles sin saber que iban a ser fusilados con ellos y después degollados”.

“Fue un asesinato de policías. Lo que ocurrió fue la muerte de más de veinte policías. Hubo una reacción de la Policía y murieron diez pobladores. Todo es lamentable”, indicó García.

Los indígenas de Bagua, en la región selvática de San Martín, reclamaban la derogación de unos decretos aprobados entonces por el Gobierno de García (2006-2011) para permitir actividades extractivas de recursos naturales dentro de sus territorios nativos.

Alan García también señaló que “quizás” en el caso de Bagua faltó hacer un trabajo previo de explicación o de “ablandamiento psicológico”.

“Es un problema de paciencia por la urgencia de que haya inversión. Por eso ahora la economía peruana crece solo al 2 %. Se ha optado porque no haya ningún problema y que las cosas se hagan más adelante”, opinó.

García aseguró que acudirá a Bagua durante su campaña electoral de cara a las próximas elecciones presidenciales del 10 de abril, donde aspira a un tercer mandato, y comentó que espera ser recibido de buena forma por los habitantes del lugar.

El líder del Partido Aprista Peruano (PAP) tiene actualmente una intención de voto del 8 %, por detrás de la hija del expresidente Alberto Fujimori, Keiko Fujimori, con un 33 %; y del exministro Pedro Pablo Kuczynski y el empresario César Acuña, ambos con un 13 %, según la última encuesta de la empresa Ipsos, publicada el lunes. (EFE/La Nación)