Internacional

Acuerdos agroalimentarios con China benefician a agricultura familiar de Chile, afirma ministro chileno

 

La agricultura familiar campesina chilena será uno de los grandes beneficiarios tras los últimos acuerdos agroalimentarios entre China y Chile, país que exporta gran cantidad de frutas frescas y frutos secos al mercado del país asiático, afirmó el ministro de Agricultura, Esteban Valenzuela.

El funcionario explicó que la firma del protocolo para el acceso de almendras chilenas al mercado chino, realizada el viernes 15 de marzo en Santiago, demuestra que «las relaciones entre Chile y China son extraordinarias».

Esteban Valenzuela, ministro de Agricultura de Chile:

«Este sector de almendras tiene grandes actores, pero muchos pequeños: agricultura familiar campesina y productores desde los territorios, que son muy importante para los objetivos de cohesión social y mayor igualdad de nuestro Gobierno».

El ministro subrayó que Chile es una potencia en frutos secos, aunque recordó que la lista de envíos a China la encabeza la cereza, «la gran fruta que aman las comunidades de China» que en los primeros dos meses de este año ha tenido un crecimiento del 5 por ciento.

Valenzuela precisó que en 2023, unos 17.600 millones de dólares, casi el 20 por ciento de las exportaciones totales del sector silvoagropecuario, se concentraron con China, donde «la estrella son las frutas».

En tanto, en la temporada 2022-2023 de fruta fresca de Chile, el país sudamericano exportó a China 574.046 toneladas y el principal producto también fue la cereza, con 364.000 toneladas.

 Esteban Valenzuela, ministro de Agricultura de Chile:

«El amor a otra persona en China tiene una moneda y esa moneda se llama la cereza chilena. Somos parte de la cultura, estamos muy hermanados y eso se nota en los datos de intercambio, pero también en el aprecio y en la lealtad que se han tenido ambos países en muchos años de amistad».

El ministro acompañó al presidente de Chile, Gabriel Boric, en su visita de Estado a China, en octubre de 2023, donde firmaron acuerdos para la apertura de los carozos, como el durazno y el damasco.

La autoridad profundizó que Chile está adoptando medidas «muy adelantadas en la agricultura» respecto a Latinoamérica y ejemplificó con la entrada en vigencia este año, en septiembre, de las exigencias para mejorar las condiciones de uso de diésel en toda la maquinaria agrícola.

Con información de la oficina en Santiago, Chile. Noticias Xinhua.