Internacional

Acnur celebra que EE.UU. amplíe programa de refugiados para centroamericanos

El organismo internacional instó a los gobiernos a introducir recursos legales para proteger a los refugiados “de la explotación por parte de traficantes”.

WASHINGTON. La agencia de las Naciones Unidas para los refugiados, Acnur, celebró la decisión anunciada por Estados Unidos de que planea “expandir” su programa de admisión de refugiados para acoger a ciertos inmigrantes de El Salvador, Guatemala y Honduras que huyen de la violencia en sus países.

“La iniciativa de los Estados Unidos que busca reasentar a refugiados de América Central es un paso positivo para ayudar a abordar la creciente crisis de los refugiados”, señaló en un comunicado el representante regional de Acnur en Estados Unidos, Shelly Pitterman.

La nota se divulgó después de que el secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, anunciara este miércoles que su Gobierno planea “expandir” su programa de admisión de refugiados para acoger a ciertos inmigrantes de El Salvador, Guatemala y Honduras que escapan de la violencia en sus países, mediante centros de procesamiento gestionados por la ONU.

Para Acnur, el anuncio refleja “la urgente necesidad” de llevar a cabo una acción global coordinada para “hacer frente a esta situación humanitaria”, y se mostró “seriamente preocupada” por el bienestar de las personas que continúan escapando de la violencia mortal en el Triángulo Norte de Centroamérica.

“Acnur está trabajando codo a codo con los gobiernos de la región y en conjunto con sus socios de la sociedad civil, con el objetivo de mejorar la capacidad de identificación de aquellas personas provenientes de la región que deben huir debido a la violencia”, indicó la agencia.

El organismo internacional instó a los gobiernos a introducir recursos legales para proteger a los refugiados “de la explotación por parte de traficantes” y se mostró partidario de que se planteen “procedimientos claros y accesibles” para solicitantes de asilo.

En cuanto a las repatriaciones de inmigrantes indocumentados, Acnur pidió que se practiquen siempre tras el debido proceso legal, y que se ejecuten “de forma ordenada, segura y respetuosa para la dignidad” de los individuos y las familias involucradas.

“En particular, la devolución de niños separados o sin acompañamiento deberá basarse en un análisis sobre el interés superior de los niños y niñas”, concluyó.

Al comenzar 2016, el gobierno que dirige Barack Obama llevó a cabo una serie de redadas en varios estados del país dirigidas a acelerar las deportaciones de inmigrantes centroamericanos, algo a lo que se han opuesto la mayoría de congresistas demócratas y la favorita a la candidatura presidencial del partido, Hillary Clinton. (Efe/ La Nación)