Opinión

A ESTE 2024 LE PIDO SILENCIO

Colaboración de Patricia Aguirre de Martire

AUTOR DESCONOCIDO

 

 

Silencio para profundizar en el corazón, abrazar el dolor, sorprenderme con el misterio que todo lo habita, y conectar con la paz infinita, que en cada rincón de todo lo que existe espera, con inmensa paciencia, a ser descubierta. Silencio para escuchar la magia del sonido de la respiración, que te da la vida porque nace y muere a cada momento. Silencio para conectar con la alegría interior, con la humildad, la paciencia, la dulzura, la bondad, la compasión. Silencio para escucharte con toda la atención que te mereces, y comprender lo que ahonda en lo más profundo. Silencio para captar el lamento y envolverlo con la silenciosa y amorosa luz de la consciencia. Silencio para sentir el palpitar de la tierra, maravillarme con el estremecimiento del cielo y percibir la vibración del amor, que todo lo permea. Silencio para conectar con “Eso”, se llame como se llame: Dios, Energía Universal, el Todo, la Nada, el Misterio, el Amor Universal, Maternal o Fraternal. No importa como se llame, es eso que se puede sentir cuando habitas en el Silencio Profundo. A este año le pido silencio. Porque todo lo que merece la pena habita en ese hondo lugar.

Silencio para escuchar, sentir, amar, profundizar, maravillarse, sorprenderse, abrazar, saborear.