Sábado, 18 de Agosto del 2018. Guayaquil, Ecuador
Internacional
El pasado 4 de junio, cientos de personas a favor y en contra del aborto se manifestaron en los alrededores del Congreso argentino, para exigir que se el proyecto de ley fuera debatido.

Foto: EFE / David Fernández

El pasado 4 de junio, cientos de personas a favor y en contra del aborto se manifestaron en los alrededores del Congreso argentino, para exigir que se el proyecto de ley fuera debatido. Foto: EFE / David Fernández

13 junio, 2018

Diputados argentinos inician debate para despenalizar el aborto

Es la primera vez que este asunto llega a la Cámara Baja. De ser aprobado, pasará al Senado.

La Cámara de Diputados de Argentina inició este miércoles la sesión en la que se debatirá el proyecto de ley para despenalizar el aborto hasta el cumplimiento de la semana 14 de gestación, que de ser aprobado pasará al Senado para su correspondiente tratamiento y eventual sanción definitiva.

El debate, presidido por el titular de la Cámara, el oficialista Emilio Monzó, se prevé extenso por la cantidad de intervenciones previstas -el hemiciclo, en el que ningún grupo tiene mayoría absoluta, se compone de 257 legisladores- y la votación, con final incierto, podría concretarse en la mañana del jueves.

Este asunto, que históricamente ha generado una fuerte división en el país, llega al pleno tras un inédito debate en audiencias públicas en las que durante dos meses expusieron, a favor y en contra de la iniciativa, más de 700 hombres y mujeres de la sociedad civil, entre ellos científicos, artistas, líderes religiosos, médicos y abogados.

Las autoridades de los principales partidos dieron libertad de conciencia a sus diputados, incluido el presidente Mauricio Macri, del conservador frente Cambiemos -fuerza mayoritaria en la Cámara Baja-, que el 1 de marzo pasado optó por facilitar que se dé un debate que es considerado histórico.

Cinco días después se presentó por séptima vez -las anteriores veces no prosperó en las Cámaras- el proyecto de ley impulsado por la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito.

El texto, que busca despenalizar esta práctica dentro de las 14 semanas de gestación -actualmente solo se permite el aborto cuando el embarazo es fruto de una violación o peligra la vida de la madre-, consta de 13 artículos y desde el principio obtuvo el apoyo de 71 diputados de distintos bloques, oficialistas y opositores.

Sin embargo, la votación de la iniciativa se perfila muy pareja y dependerá de los indecisos y de las presencias, ausencias y abstenciones. En las pasadas semanas, intensas han sido las campañas de los grupos a favor y en contra del proyecto, con multitudinarias marchas de uno y otro lado.

No obstante, durante toda la noche del martes y a lo largo de este miércoles, miles de personas se agrupan a las puertas del Congreso -separadas por una valla entre las que quieren el sí y las que se inclinan por el no- aguardando a la decisión de los legisladores.

Uno de los principales argumentos de quienes apoyan que el aborto sea "seguro, legal y gratuito" es que los alrededor de 500.000 abortos clandestinos que se estima se producen al año en Argentina son la principal causa de muerte materna en 17 de las 24 provincias. A la par, las organizaciones denominadas "provida" consideran que el aborto es "un fracaso social" y piden a los legisladores que respeten las dos vidas reforzando las políticas públicas en pro de la educación sexual.

EFE