Domingo, 22 de Abril del 2018. Guayaquil, Ecuador
Turismo
image5abd9f647c0b8

15 abril, 2018

Costa Maya: belleza en un rincón del caribe

Es uno de los sitios menos conocidos, pero de igual atractivo que el resto de las playas del sureste mexicano.

El sureste de México es reconocido a nivel internacional por sus paradisíacas playas, que suelen llenarse de turistas en búsqueda tanto de diversión como de tranquilidad. Si bien es innegable que Cancún y Playa del Carmen son destinos increíbles, existen otros lugares menos conocidos que los igualan en belleza.

Uno de ellos es Costa Maya, un rincón conformado por el magnífico mar Caribe, playas de fina arena y exuberantes y verdes manglares llenos de vida silvestre. Ahí se encuentra la Reserva de la Biosfera Sian Ka'an, donde los visitantes tienen buenas posibilidades de espiar monos.

Además, es un gran punto de partida para descubrir muchas de las ruinas mayas menos conocidas en Yucatán, como Chacchoben y Kohunlich.

Estos sitios están sustancialmente menos excavados que las pirámides más populares de Tulum, Coba, Chichén Itzá y Uxmal.

El tesoro del lugar

Dentro de Costa Maya se destaca Mahahual, cuyas playas son ideales para los viajeros que quieren alejarse de la muchedumbre. Lo mejor de este poblado pesquero es ir a la costa y disfrutar de platos preparados con la pesca del día en alguno de los pequeños restaurantes que se encuentran sobre la arena.

Para los amantes del agua, es un excelente destino para nadar, hacer esnórquel y bucear en constante contacto con la naturaleza.

¿Cómo llegar?

La mayoría de los viajeros vuelan a Cancún para comenzar el viaje. Desde allí hay dos alternativas: la primera y la más económica consiste en tomarse un autobús que sale todos los días desde el aeropuerto.

La segunda opción es alquilar un auto. Hay que tener en cuenta que es un viaje de cuatro horas y media, pero contar con un vehículo permite una mayor movilidad y brinda la posibilidad de visitar otros lugares cercanos al destino.

La mayor área protegida

El sitio visitartulum.com informa que la Reserva de la Biosfera de Sian Ka’an es la mayor área protegida del Caribe mexicano y ocupa aproximadamente 650 mil hectáreas a lo largo de 120 kilómetros de Norte a Sur, entre los municipios de Tulum y Felipe Carrillo Puerto.

Comprende playas, dunas, cenotes, arrecifes de coral y una selva tropical, donde habitan más de 300 especies de aves y más de 1.000 de plantas y 100 de animales. Sian ka’an significa “donde nace el cielo” en maya y fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 1987.

La reserva se divide en 3 zonas para su conservación:

Zona núcleo: estrictamente protegida. Las actividades humanas están restringidas y piden permisos especiales para investigadores.

Zona de amortiguamiento: la zona alrededor del núcleo abierta a visitantes y actividades.

Zona de transición: áreas con mayor grado de intervención humana y de paso.

El sitio también informa que la población estimada en Sian Ka’an es de 2.000 habitantes, la mayoría de los cuales viven en la costa, principalmente en los pueblos pesqueros de Punta Allen y Punta Herrero. Cada año que pasa son más los que visitan la reserva.

En la costa de la reserva hay amplias playas de arena blanca, pequeñas bahías y manglares. Cada uno de estos espacios alberga distintos tipos de fauna.

Tiene un ecosistema muy peculiar llamado petenes, unas masas de árboles que llegan a medir treinta metros de altura y que se crecen entre las hierbas de los pantanos. En cuanto a fauna, cabe destacar dos especies de tortugas anidan allí.

23 yacimientos arqueológicos

En la reserva se encuentran 23 sitios arqueológicos, los más antiguos datan del siglo V d.C. El mayor es Muyil, que era un importante punto de la ruta comercial maya. Tiene una laguna espectacular del mismo nombre y un mirador desde donde podrás fotografiar la laguna y el mar Caribe.

Cancún, el favorito

Cabe señalar que un informe brindado hace unos meses destacaron que las playas de Cancún, la oferta cultural de Ciudad de México y el ocio de Los Cabos siguen atrayendo oleadas de visitantes extranjeros a México, país que se consolidó en 2017 como destino turístico de primer orden pese al repunte de violencia sufrido a lo largo del año.

Los más de 23.000 homicidios dolosos registrados durante 2017 no pusieron freno a la llegada de turistas, que se incrementó entre enero y octubre un 11,9% respecto al mismo periodo de 2016, según datos de la Secretaría de Turismo.

Durante los primeros diez meses del año llegaron por vía aérea 31,6 millones de turistas internacionales provenientes en su mayoría de Estados Unidos (61,4%) y Canadá (10,4%), seguidos de Reino Unido (3,3%), Argentina (2,7%) y Colombia (2,5%).

El último Informe de Resultados de la Actividad Turística, que contiene datos hasta octubre, expone que las tensiones políticas entre los gobiernos estadounidense y mexicano no afectaron la llegada de turistas de Estados Unidos, que se incrementó 10,3% y superó los 8,5 millones.

El destino favorito para los visitantes extranjeros sigue siendo Cancún, en el suroriental estado de Quintana Roo, por sus atractivas playas caribeñas y zonas arqueológicas que atrajeron a 6,2 millones de turistas que llegaron en avión.

Quintana Roo, que además de Cancún incluye destinos emblemáticos como Cozumel y la Riviera Maya, cierra 2017 con un año récord en número de visitantes y un crecimiento de 12%.

Según la secretaria de Turismo del estado, Marisol Vanegas, 2017 confirma el atractivo de Quintana Roo con la apertura de nuevas rutas aéreas y el aumento de visitantes estadounidenses pese al alerta de viaje que emitió Estados Unidos en agosto por la violencia en México.

Vanegas considera que la percepción que difunden ciertos medios no tiene nada que ver con la realidad de una oferta turística de calidad y segura, "porque más allá de uno o dos incidentes aislados el nivel de seguridad es óptimo", dijo y aseguró que su prioridad "es mejorar la planificación y la calidad" porque no quieren más turistas sino un perfil de turista "más cualificado".

LOS ANDES