Domingo, 19 de Agosto del 2018. Guayaquil, Ecuador
Turismo
1526483591_311840_1526487872_noticia_normal_recorte1

17 mayo, 2018

Consejos viajeros solitarios: cómo evitar pagar más por dormir solo

Viajar en solitario no es una experiencia que guste a todos, pero tiene sus ventajas. No hay que consultar el plan con nadie, el ritmo lo marca uno mismo, con libertad para hacer lo que le apetezca, cuándo y cómo le apetezca. Resulta más fácil conocer gente y empaparse del destino. Además, si se da el caso, es una de las mejores experiencias para reflexionar y encontrarse a uno mismo. Tener que resolver problemas sin apoyo ayuda a descubrir fortalezas personales desconocidas. Eso sí, resulta más complicado tener a alguien con quien compartir las experiencias acumuladas y, en ocasiones, el gasto es mayor que al viajar acompañado. Actualmente aún llama la atención encontrar a viajeros que recorren el mundo solos, pero es una tendencia en auge y con consejos y destinos que agradecerá especialmente.

Cómo evitar pagar más por dormir solo

Tal vez lo que más echa para atrás al viajar solo es tener que abonar un suplemento —que a veces duplica el gasto— al reservar alojamiento: ocupar una habitación que puede albergar a dos huéspedes implica, muchas veces, pagar por la presencia de un compañero invisible

Para evitar este recargo hay varias fórmulas. La más sencilla es negociar si viajamos en temporada baja, cuando hoteles y operadores de circuitos ofrecen precios especiales y están abiertos a reducir ese tipo de gasto. Otra posibilidad es viajar con empresas especializadas en viajeros solitarios —por ejemplo Exodus TravelsIntrepid Travel o Contiki—, que ofrecen soluciones para compartir habitación con otras personas o alojamientos de uso individual, con suplementos mínimos o nulos. Hay alternativas más caras, como Abercrombie & Kent, que eximen de este tipo de recargos en determinados recorridos.

El País